Trabajadores de Berkeley se concentran frente a La Salina para defender el proyecto

Empleados de Berkeley ante La Salina

Los empleados han acudido durante la mañana de este viernes a la puerta de la Diputación de Salamanca para hacer visibles sus lemas a favor del mantenimiento del proyecto, en respuesta a la moción presentada por la oposición en bloque para rechazar la ampliación del mismo a la localidad de Villavieja de Yeltes. La moción ha sido aprobada por unanimidad

Este viernes ha tenido lugar el pleno en sesión ordinaria del mes de septiembre en la Diputación de Salamanca. Una de las propuestas que más controversia habían suscitado en el orden del día, era la moción presentada de manera conjunta por los grupos provinciales del Partido Socialista, Ciudadanos, y Ganemos Salamanca para que la institución provincial muestre su rechazo a la ampliación prevista por la empresa Berkeley Minera, que afecta a la localidad de Villavieja de Yeltes.

Una moción que finalmente ha sido aceptada por todos los grupos, incluido el equipo de gobierno del Partido Popular que, en un principio, había solicitado que al asunto quedara encima de la mesa para recabar más información. Eso sí, los trabajadores de Berkeley Minera no han dudado en acudir a la puerta del Palacio de La Salina para defender sus empleos y el proyecto de la minera. Incluso, algunos han estado presentes en la sesión, en la medida de lo posible.

En representación de los trabajadores, Esther Nieto, responsable de Comunicación y Relaciones con la Comunidad de Berkeley Minera ha querido poner en valor la labor que desarrollan cada día. “Nosotros somos las personas que trabajamos ahí y somos la empresa. Venimos a decir que nuestro trabajo vale mucho. Somos 70 personas y 70 familias las que comemos de los sueldos que nos paga Berkeley”, ha recordado.

Asegura que la ampliación a Villavieja de Yeltes es una parte más del proyecto, aunque advierte que aún no ha habido una exposición pública de esta ampliación y, por lo tanto, aún se desconoce hasta dónde va a llegar la extracción del mineral. “Es una zona donde hay uranio, que por desgracia está cerca del pueblo, pero nosotros no lo hemos puesto ahí, simplemente nace ahí y se trata de extraerlo igual que se hará en Retortillo”, ha valorado.

Con respecto a la concentración que tendrá lugar este sábado en la propia localidad convocada por el Ayuntamiento, Esther Nieto ha recordado que se vienen produciendo de manera habitual últimamente y ha querido expresar su respeto porque cada uno defienda su posición, “como estamos haciendo nosotros hoy aquí”.

Finalmente ha insistido en la repercusión económica que la empresa proporcionará a una zona, en cierto modo, deprimida y con baja densidad de población. “Se van a crear hasta 450 empleos directos, que implican 2.500 indirectos. Los pueblos de Salamanca tienen la mayoría menos de 1.000 habitantes, y este proyecto revitalizará su economía. Todos los trabajadores comemos, dormimos y nos gastamos el dinero aquí”, ha concluido.