Domingo. 23.07.2017 |

La huelga de examinadores asfixia a las autoescuelas

La huelga de examinadores asfixia a las autoescuelas
Salamanca 24horas

La huelga de examinadores también afecta a los alumnos creando una situación de incertidumbre que los responsables de las autoescuelas consideran "insostenible". Por el momento no esperan una respuesta del Gobierno que normalice la situación a largo plazo. Los problemas administrativos y económicos son los que más están afectando a las autoescuelas. Los alumnos están viviendo el desconcierto de no saber cuándo podrán presentarse a examen

Manuel Cascón Cornejo, de la asociación de autoescuelas de Salamanca, informa de la preocupante situación que ha traído a las autoescuelas la huelga de examinadores. Cascón además informa de que esta huelga está afectando a gran escala al alumnado, siendo los más perjudicados ya que no ven la fecha en la que poder obtener su carnet de conducir por la imposibilidad de presentarse a examen.

Desde que se inició la huelga de examinadores, las autoescuelas comenzaron a notar las consecuencias, en primer lugar, desde el punto de vista de dos tipos de alumnos: los que ya estaban preparados para examinarse o los que estaban iniciando sus prácticas en carretera. Los alumnos que estaban esperando para examinarse, se han encontrado con la imposibilidad de hacerlo a causa de la huelga, muchos de ellos, planteaban examinarse antes de las vacaciones de verano, al no poder hacerlo, les ha generado problemas de todo tipo.

La otra vertiente de alumnos son aquellos que ya habían practicado y que todavía no tenían fecha de presentación al examen y al no ver el horizonte ni la fecha para hacerlo, se están esperando a que se resuelva la situación. Esto generará problemas de overbooking cuando se resuelva la situación, ya que habrá listas de espera tanto para examinarse como para practicar.

Para las autoescuelas, la huelga de examinadores está provocando consecuencias económicas “desastrosas”, muchas de ellas han tenido que dar vacaciones anticipadas a sus empleados por falta de trabajo indefinidamente, además de generarse mucho papeleo e incomodidades para las autoescuelas y los propios alumnos.

Desde la Asociación de Autoescuelas ya vaticinan que la restauración del sistema provocará un “desbarajuste” en todos los aspectos, que se sumará a los problemas que ya se producían entre los examinadores y las autoescuelas. En los últimos tres años, se han venido produciendo confusiones, con citas incorrectas o errores en el cobro de tasas.

¿Cuál es la solución?

La Dirección General de Tráfico explicará el martes en el Congreso sus medidas ante la huelga de examinadores, Manuel Cascón cree que la solución más inmediata es la subida de los sueldos y el pago de horas extras con un mayor número de alumnos por examinador, y pasar de los diez alumnos aproximadamente que se examinan con cada examinador a diez o quince.

A largo plazo, una medida puede ser que el Gobierno saque nuevas plazas que normalice de algún modo la situación. La medida que desde la asociación consideran definitiva a largo plazo, sería la privatización de los exámenes, como ya sucedió en su momento con la Inspección Técnica de Vehículos.

Comentarios
Entrando en la página solicitadaSaltar publicidad