avilared.com

Dos viviendas arden en Mengamuñoz en un incendio que tardó ocho horas en apagarse

Dos viviendas arden en Mengamuñoz en un incendio que tardó ocho horas en apagarse

Un incendio que se produjo en Mengamuñoz ha quemado dos viviendas y un pajar en un siniestro que ha durado ocho horas, y en el que dos bomberos resultaron lesionados 

El fuego se inició, por causas que se desconocen, pasadas las 20,30 horas del sábado, y quedó extinguido a las 4,30 horas de la madrugada del domingo, si bien todavía horas después, por la mañana, se ha arrojado agua ante la madera que desprendía humo.

Las dos casas que han sido pasto del fuego están habitadas los fines de semana, pero éste sólo había venido una persona a una de ellas, según ha explicado el alcalde de Mengamuñoz, Alfonso Martín. “No se sabe donde empezó el fuego y se detectó cuando empezó el humo, gracias a Dios no había nadie en casa cuando se iniciaron las llamas”, ha manifestado.

“Las casas están bien, pero la cubierta es de madera, que seca es como la pólvora y cuando entra la llama arde en un instante”, ha explicado. Las chimeneas estaban apagadas.

Una de las viviendas ha quedado “calcinada” mientras que la otra ha sufrido daños en la parte de arriba y no se ha caído el forjado.

El incendio tuvo lugar mientras nevaba. Según el alcalde, la primera dotación de bomberos de Ávila se quedó sin agua, tras lo que llegó una segunda desde la capital, y después las dotaciones de agrupaciones de voluntarios, que tuvieron que recurrir al Ayuntamiento de Solosancho para conseguir agua.

Críticas

En las redes sociales en una cuenta no oficial, los bomberos han criticado que la jefatura del cuerpo sólo enviase a tres miembros del cuerpo, y no se decidió enviar más hasta que hubo más llamadas solicitándolo y de la propia intervención del presidente de la Diputación, Jesús Manuel Sánchez Cabrera, que estaba en el pueblo del siniestro.

Según aseguran los bomberos, la falta de efectivos en el incendio llegó a provocar “una situación peligrosa” para ellos y para los vecinos afectados por el fuego. “Este final no hubiera ocurrido si se hubieran desplazado los medios adecuados”, han señalado.

También han expresado su agradecimiento al presidente de la Diputación por su intervención para que acudieran más medios a Menganuñoz. “Nos nos hicieron caso”, han señalado los profesionales del parque de extinción de incendios.

En el siniestro intervinieron seis bomberos, con tres autobombas, del parque de Ávila; además de miembros de Apoyo y Rescate Provincial de Ávila (Arpa), y voluntarios de Protección Civil de Arenas de San Pedro, Piedrahíta y Navaluenga, además de algunos vecinos de Mengamuñoz, que actuaron al principio.


“Hicimos lo que pudimos, que no era mucho, porque la Guardia Civil no nos dejó acercarnos porque ya era peligroso y no adelantamos nada”, ha resumido el alcalde de los primeros momentos del siniestro en un pueblo en el que viven en invierno 37 vecinos.

Comentarios