Medio centenar de alumnos de la Basque Culinary Center visitan varias empresas agroalimentarias de la región

Medio centenar de alumnos de la Basque Culinary Center visitan varias empresas agroalimentarias de la región

Han podido conocer de cerca el trabajo y la cuidada elaboración de los productos alimentarios elaborados en Castilla y León

Los estudiantes, los 50 expedientes más brillantes de tercer curso del grado de Gastronomía y Artes Culinarias de la primera Facultad de Ciencias Gastronómicas de España y procedentes de países de todo el mundo, han podido conocer de cerca el trabajo y la cuidada elaboración de los productos alimentarios elaborados en Castilla y León. Así, han asistido a una finca trufera en Soria, han descubierto los secretos de bodegas tradicionales y vanguardistas, han asistido a una quesería, se han acercado a Guijuelo, cuna del jamón ibérico, y han presenciado la cuidadosa preparación de los platos elaborados de la empresa Cascajares, entre otros.

Medio centenar de alumnos de prestigiosa facultad gastronómica Basque Culinary Center, centro de formación, investigación e innovación ubicado en San Sebastián donde se forjan los que serán los futuros cocineros de los mejores restaurantes del mundo, llevan desde el pasado viernes conociendo de cerca la gran despensa de alimentos de calidad de Castilla y León.

La consejera de Agricultura y Ganadería y portavoz de la Junta de Castilla y León, Milagros Marcos, les ha recibido esta mañana durante su visita a Cascajares, situada en el polígono industrial de Dueñas (Palencia), donde los jóvenes han podido ver la cuidadosa preparación de los platos elaborados por esta empresa, conocida por su famoso capón, pero que ha sabido diversificar su producción con platos precocinados tan variados como la pularda trufada al horno, el pavo asado, el desmigado de buey o el cordero lechal, entre otros.

Los jóvenes han recorrido parte de la Comunidad desde el pasado viernes, tiempo durante el cual han conocido el amplio abanico gastronómico y de calidad con el que cuenta Castilla y León. Así, han descubierto el trabajo que se lleva a cabo en la finca trufera Arotz y en sus instalaciones de Navaleno, en la provincia de Soria, y han visto de cerca los secretos de elaboración de algunos de los grandes vinos de la Comunidad, asistiendo a la bodega subterránea de Cillar de Silos, en Quintana de Pidio, y a la bodega Carmelo Rodero, en Pedrosa de Duero, ambas en la provincia de Burgos, además de a Pago de Carraovejas, ubicada en Peñafiel (Valladolid), donde han conocido también su novedosa oferta gastronómica y los trabajos más vanguardistas en el viñedo.

Durante su estancia en la Comunidad se han acercado, también, a visitar la finca de bienestar animal la Granja Moreruela, rodeada de un bosque de encinas de 600 hectáreas, en la ribera del Esla, base de operaciones y de producción cárnica propia del que se abastece el minimarket de alimentación online de productos de calidad Petra Mora, cuyo centro logístico de Benavente (Zamora) también descubrieron los alumnos. Presenciaron, además, la mimada elaboración de los quesos de La Antigua, empresa ubicada en la localidad zamorana de Fuentesaúco.

Los jóvenes estudiantes de cocina conocieron también la cuna del ibérico, Guijuelo (Salamanca), donde visitaron fábricas como La Hoja del Carrasco y Geminiano, y donde vieron de cerca la elaboración de sus afamados jamones y sus embutidos, para finalizar su viaje de estudios con una visita a la Escuela Internacional de Cocina de Valladolid, donde cambiaron impresiones con algunos cocineros de la Comunidad e hicieron una degustación de productos.

Comentarios