La Junta aprueba subvenciones de 22.000 euros para asociaciones de víctimas del terrorismo

La Junta aprueba subvenciones de 22.000 euros para asociaciones de víctimas del terrorismo
19.000 euros y 3.000 euros irán destinados a la Fundación Víctimas del Terrorismo y a la Asociación de Víctimas del Terrorismo de Castilla y León, respectivamente, con el objetivo de ayudar a mantener las actuaciones que desarrollan para atender a las víctimas

La Junta de Castilla y León, a través de su Consejo de Gobierno, ha aprobado una subvención de 22.000 euros para asociaciones de víctimas del terrorismo. Así, 19.000 euros irán destinados a la Fundación Víctimas del Terrorismo, y 3.000 para Asociación de Víctimas del Terrorismo en Castilla y León. Estas subvenciones se otorgan con el objetivo de ayudar a mantener las actuaciones que desarrollan para atender a las víctimas.

En Castilla y León residen 348 víctimas del terrorismo, según los datos del Ministerio del Interior. En el informe de la Comisión para la Reforma de las Administraciones Públicas (CORA), se establecía como una propuesta a las comunidades autónomas constituir un mecanismo de coordinación entre estas y el Estado en las acciones de atención a las víctimas. La Junta de Castilla y León aceptó dicha propuesta y la incluyó en su Acuerdo de medidas para la reforma de la Administración; desde diciembre de 2013, la Junta participa en el órgano de coordinación en esta materia de atención a víctimas del terrorismo, dirigido por la Dirección General de Apoyo a las Víctimas del Terrorismo del Ministerio del Interior.

Fundación Víctimas del Terrorismo

La Fundación Víctimas del Terrorismo es una organización sin ánimo de lucro creada en el año 2001. El Gobierno sutonómico colabora con ella desde 2013, ya que integra a las principales asociaciones de España, y ahora ha acordado concederle una subvención de 19.000 euros. Su finalidad es promover y divulgar los valores democráticos, defender los derechos humanos, la pluralidad y la libertad de los ciudadanos, así como fomentar, en todos los ámbitos, una mejor comprensión de la situación de las víctimas del terrorismo y prestar a sus familias la ayuda necesaria en su vertiente asistencial. Esta fundación tiene además un papel integrador, pues facilita el encuentro y confluencia de otras fundaciones y asociaciones en aquellas actividades que persigan fines similares, colaborando con ellas y prestándoles asesoramiento y apoyo. Se trata de una Fundación Pública del Estado, adscrita al Ministerio del Interior, cuyo Patronato controla el Gobierno, aunque en él están representadas las principales asociaciones de víctimas del terrorismo.

Asociación de Víctimas del Terrorismo de Castilla y León

La Asociación de Víctimas del Terrorismo de Castilla y León es una asociación creada en 2015, con sede en Salamanca, y es la única asociación de víctimas de ámbito autonómico. La Junta de Castilla y León se ha puesto a su entera disposición desde que tuvo conocimiento de su intención de constituirse; así, se apoyó su puesta en marcha, inscripción y desarrollo, y se les ha reconocido y atendido como representantes de las víctimas en la Comunidad. En esta línea de colaboración, el Consejo de Gobierno ha aprobado hoy la concesión de una subvención de 3.000 euros.

Sus principales fines son agrupar a las víctimas del terrorismo y a sus familiares; prestar ayuda moral o material a quienes hayan sido víctimas del terrorismo; dar a conocer a la sociedad la situación moral de las víctimas del terrorismo y de sus familiares; prestar toda clase de colaboración y cooperación a entidades que redunden en beneficio moral o material de las víctimas del terrorismo; y promover y asistir en las acciones legales necesarias a favor del colectivo de las víctimas del terrorismo.

La Asociación de Víctimas del Terrorismo de Castilla y León ha colaborado activamente en la elaboración del Proyecto de Ley de Reconocimiento y Atención a las Víctimas del Terrorismo de Castilla y León que aprobó el mismo Consejo de Gobierno hace unos meses. Este Proyecto de Ley reconoce una serie de medidas de protección a las víctimas, a su cónyuge y a sus hijos, materializadas en ayudas asistenciales (sanitarias, educativas, sociales y vivienda) y para el empleo. Entre ellas cabe destacar tratamientos médicos, quirúrgicos y ortoprotésicos, ayudas al estudio y de comedor escolar, la asistencia para facilitar la continuación de los estudios que estuvieran realizando en el momento de sufrir la acción terrorista, o el acceso a centros residenciales para personas mayores. Asimismo, también se les reconoce determinados beneficios fiscales y el acceso a las ayudas para gasto farmacéutico.

Comentarios
Lo más