La presencia del avión en Botines impidió la Feria del Voluntariado, que tenía autorización del Ayuntamiento

La presencia del avión en Botines impidió la Feria del Voluntariado, que tenía autorización del Ayuntamiento
La quinta edición del evento solidario no se celebró este pasado sábado, a pesar de tener permiso de ocupación del espacio desde semanas atrás, porque el PP se lo cedió sin previo aviso y posteriormente al Ejército del Aire por el 25 aniversario de la Base Aérea. La Plataforma de Voluntariado de León acordó que era incompatible compartir espacio con un símbolo bélico. El concejal Pedro Llamas admite que la aeronave no tenía, porque "no la necesita", autorización expresa.

Nadie puede realizar actividad alguna en la vía pública de la capital leonesa, muy especialmente en el centro de la ciudad, y más delante de monumentos, sin que el Ayuntamiento de León otorgue una obligatoria autorización para esa ocupación. Se trata de trámite lento que pasa por varias fases de la administración local y que sólo culmina cuando la Concejalía de Sanidad, Comercio y Consumo que dirige el popularPedro Llamas otorga el visto bueno definitivo.

Sin embargo, este pasado fin de semana se ha producido una importante excepción que ha terminado pasando efecto, aunque temporal, a los intereses de una treintena de colectivos sociales de la ciudad.

Porque no pudo celebrarse la Feria del Voluntariado, en la que numerosas entidades y asociaciones dan a conocer a pie de calle sus muchas actividades de trabajo y labor social altruista, una cita en la que este año iban totalmente de la mano con el Ayuntamiento leonés y que estaba prevista para el sábado de 10 de junio, como bien indicaba semanas atrás la cartelería instalada en varios espacios públicos de la ciudad. Iba a ser su quinta edición, tras afianzarse con el gran éxito cosechado en años precedentes.

¿El motivo? Que gran parte del espacio que debían ocupar los expositores estaba copado por una amplia zona vallada. Y en el centro de esa extensa zona, el espectacular avión F-1 del Ejército del Aire. Un aparato de casi 2.000 kilos de peso, 15 metros de largo y 9,5 de envergadura y retirado de las operaciones hace seis años, ya que hoy solo se usa para prácticas de los alumnos.

Varíos días impidiendo el acceso principal de turistas al edificio de Gaudí

La ocupación del espacio no se limitó a la jornada del pasado 2 de junio, en el que se celebró con todos los honores la inauguración de la Exposición del 25 aniversario de la Academia Básica del Aire de La Virgen del Camino, para la que servía de reclamo en el corazón de la ciudad el imponente avión del Ejército. Para ese acto, que presidió el alcalde de León, Antonio Silván, pero también para anunciar la Exhibición Aérea desarrollada en La Virgen del Camino el pasado domingo 11.

El edil de Comercio y Consumo, Pedro Llamas, admite que la ocupación de suelo por parte del Ejército no se había otorgado expresamente, al contrario que en el caso de las asociaciones, pero esgrime una razón: que las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado están exentas de ese farragoso trámite. Y afirma que así ocurre en todos los municipios y lo aplican las instituciones, como la Diputación o la Junta.

Sin embargo, fuentes consultadas por iLeon.com contradicen al edil y aseguran que sí es preceptivo solicitar formalmente la ocupación para actos de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado sin éstas son en vías públicas. Es más, no siempre se autorizan en los emplazamientos solicitados. Sin embargo, dentro del derecho español el Ejército no se considera una fuerza ni un cuerpo de seguridad del Estado sino que se consideran Fuerzas Armadas.

La exposición y preparativos de la aeronave del Ejército duraron más de dos semanas, ya que hay que tener en cuenta el tiempo que emplearon los miembros de la Academia Básica del Aire y de la Unidad Militar de Emergencias en montar minuciosamente todas sus piezas. Aún hoy, martes 13, la plaza está prácticamente inaccesible por las labores de desmontaje.

Es lo mismo que ocurrió desde el 30 de mayo. Igual que hoy, desde entonces en la zona permanecieron varios vehículos pesados y hasta una enorme tienda de campaña para guarecer los utensilios. El amplio perímetro de la Plaza, justo delante del edificio de Gaudí y del Palacio de los Guzmanes, se cerró con vallas de obra y por espacio de tres jornadas completas ni siquiera los turistas pudieron acceder al interior de Botines, un recurso turístico de primer orden desde que se hizo visitable a caro precio a principios del mes de abril.

Este medio ha confirmado que la Plataforma de Entidades de Voluntariado en León sí disponía por su parte de la autorización del Ayuntamiento de León para la feria del sábado 10 de junio, que la propia Concejalía de Familia y Servicios Sociales que preside la edil Aurora Baza se había encargado de tramitar hace incluso meses. Porque la Feria este año, por primera vez, se organiza mano a mano entre la Plataforma y el Consistorio, como bien se indica en la abundante cartelería distribuida. 

La cita se había anunciado profusamente en numerosos espacios municipales y mobiliario de calle, donde ponía muy clara la fecha y el lugar: el 10 de junio en Botines. Los carteles como el de la fotografía que acompaña esta información hoy siguen expuestos.

Una decisión tensa y por mayoría, aunque ajustada

El presidente de la Plataforma de Entidades de Voluntariado de León, Miguel Gutiérrez, admite no saber si "nosotros fuimos un segundo plato o no" respecto al avión militar.

Pero sí admite que la decisión de posponer la feria "se tomó en una asamblea, que fue tensa, a la que asistió la concejala, en y en la que por mayoría, ajustada, la verdad, se decidió que la finalidad de la feria en favor de fines sociales pacíficos, de la defensa de refugiados provocados por guerras, de animales... no era compatible con la presencia de un avión de guerra".

El avión "representa lo contrario que nosotros"

Abunda en que "a ojos de la mayoría era imposible porque representa todo lo contrario a lo que representamos nosotros". Dejando claro que "no tenemos nada contra el avión, sólo que una mayoría suficiente decidió que era mejor no compartir espacio y esa asociación de ideas bélicas".

Eso sí, recordó que "apenas una semana antes de que llegara el avión" militar "Aurora Baza nos dijo que lo teníamos todo en regla para instalarnos en Botines, que ellos se habían encargado". ¿Y por qué Botines? "Hombre, porque hacemos la feria, que junto a Segovia es la única de Castilla y León, para dar a conocer nuestra labor altruista a la sociedad leonesa, y ya el primer año en la Plaza de las Cortes fue muy poca gente y detrás de Botines el año pasado también mal, no sirve de nada el esfuerzo si no se nos ve", admite Gutiérrez.

Nueva fecha tras el verano, si el Ayuntamiento sigue apoyando

Mañana miércoles en otra asamblea se decidirá la nueva fecha para que este año se recupere la V Feria del Voluntariado, entre septiembre u octubre. Y la Plataforma espera que este malentendido no ponga palos en las ruedas y que "la concejala tenga miras amplias y entienda que nosotros tenemos unos principios, que nuestra actividad conlleva un sesgo crítico y reivindicativo dentro de lo razonable y que la ayuda a los que más lo necesitan es lo primero".

 

Comentarios
Lo más