Se enfrentan a dos años de prisión por vender un coche que no tenían en su propiedad

Se enfrentan a dos años de prisión por vender un coche que no tenían en su propiedad
Dos personas han sido procesadas este jueves en los Juzgados de Salamanca acusadas de un delito de estafa tras poner a la venta un vehículo que nunca poseyeron y por el que cobraron una entrada de 13.500 euros. El juicio se ha celebrado sin su comparecencia

Dos personas, cuyas iniciales responden a J.R.S. Y R.M.B., han sido procesadas este jueves en la Sala de Penal número Dos de los Juzgados de Salamanca acusadas de un delito de estafa por el que el Ministerio Fiscal pide una pena de dos años de cárcel para cada una de ellas.

Los hechos se remontan a mediados del mes de noviembre del año 2014 cuando presuntamente los acusados, responsables de una empresa de automoción, anunciaron la venta de un Land Rover Sport por 104.000 euros. Una persona se interesó en la compra del vehículo y el 9 de enero de 2015 procedió a transferir un porcentaje del importe total de la transacción en concepto de entrada. Unos 13.500 euros.

Ninguno de los acusados ha comparecido en el juicio celebrado este jueves. Sí lo ha hecho el afectado que ha declarado como testigo y ha narrado cómo accedió a comprar el vehículo, hizo una transferencia por el importe indicado y entregó un aval bancario por el resto del precio. A partir de ahí, según sus testimonio, los acusados comenzaron a emitir excusas para dar largas a la víctima de la estafa. A los 20 días se rescindió el contrato de compra-venta y los acusados remitieron un e-mail a la víctima con un aviso de devolución del dinero que no se produjo.

Sin embargo, el testigo ha revelado que hace aproximadamente tres meses recibió de vuelta el dinero y que por ello ya no lo reclama. A preguntas de la defensa ha recordado que en ningún momento el acusado le dijo que no le fuera a pagar aunque él sí dudó de sus intenciones. Al parecer, en un momento dado le dijo que tenía problemas económicos con la Seguridad Social y que por eso decidió denunciarle.

La participación de R.M.S se circunscribe a que aparece como titular de la sociedad que anunció el coche, aunque el que gestionó toda la operación fue J.R.S. En el acto de juicio ha depuesto la agente dela Policía Nacional que llevó la investigación quien ha declarado que esa empresa había tenido otro nombre y tenía antecedentes policiales por estafa, aunque desconoce si tenían condenas.

En sus conclusiones, el Ministerio Fiscal ha mantenido la acusación al considerar que existía dolo en la demora del pago y que los acusados lanzaban evasivas a su cliente. Además, cree que en ningún momento ha quedado acreditado que poseyeran la titularidad del vehículo que intentaban vender por lo que sí ve delito de estafa.

Sin embargo, la defensa ha solicitado la libre absolución y, en cualquier caso, ha requerido que se aplique un eximente de reparación del daño puesto que la víctima ya ha recibido el dinero que había entregado. Además, pone en tela de juicio la consideración de R.M.S. como coautora y no como cómplice o cooperadora necesario puesto que no participó en los hechos. El juicio ha quedado visto para sentencia. 

Comentarios
Lo más