La Junta formará a jóvenes para que ayuden a otros a no consumir alcohol y drogas

La Junta formará a jóvenes para que ayuden a otros a no consumir alcohol y drogas
La Junta de Castilla y León pondrá en marcha al Consejo Asesor en Materia de Drogodependencias. Este documento tiene como líneas maestras la prevención, la coordinación de actuaciones y la potenciación, como nueva estrategia de trabajo, de la relación con los movimientos juveniles para que sean los propios jóvenes quienes conciencien a sus compañeros que es posible el ocio y la diversión sin el abuso del alcohol.
 
En el ámbito familiar, se llevarán a cabo acciones de colaboración con los centros educativos, así como programas de intervención familiar, reforzando el programa de prevención familiar universal con sesiones conjuntas padres-hijos, lo que supone la incorporación de los hijos al programa. También se potencia la colaboración con los profesionales sanitarios para la difusión de estos programas.
 
En el ámbito educativo propiamente dicho, destacan acciones como la mejora de la aplicación de los programas acreditados en este ámbito, con formación presencial y on-line, puesta en funcionamiento de un servicio autonómico de supervisión de la aplicación de los programas preventivos, incorporación de jóvenes a prevención escolar y extraescolar (integración de “los iguales”) o incorporación de los hijos a los programas familiares.
 
En el ámbito comunitario, cabe señalar el desarrollo de programas de prevención extraescolar en asociaciones juveniles, la extensión de alianzas comunitarias que actúen como estructuras estables de participación, coordinación y cooperación para promover la movilización de la comunidad, así como la colaboración con la industria del ocio y del entretenimiento para promover la existencia de locales e instalaciones polivalentes libres de alcohol y la creación de contenidos acreditados sobre prevención del consumo de drogas en la titulación de monitor de ocio y tiempo libre.
 
En cuanto a las adaptaciones a las zonas rurales, se considera necesario incorporar al programa de prevención familiar las acciones de los equipos de prevención familiar de las Corporaciones Locales y la utilización de instalaciones comunitarias normalizadas como centros de salud, centros educativos o de servicios sociales para el desarrollo de los programas de prevención familiar.
 
Finalmente, en cuanto al control y cumplimiento de la ley, el documento considera importante la realización por parte de los ayuntamientos de actuaciones aleatorias y selectivas de control para vigilar el cumplimiento de la normativa vigente. Y en cuanto a la investigación sobre el consumo de alcohol en menores y sus consecuencias, la estrategia recomienda preguntar a los jóvenes, por distintos cauces, qué es lo que piensan sobre este problema y su solución.
Comentarios