Los sindicatos reclaman mayor atención para el servicio de comedor

Los sindicatos reclaman mayor atención para el servicio de comedor

Satisfechos pero no contentos. Los comedores escolares se han convertido, a raíz del acuiciamiento de la crisis, en un problema con soluciones constantes. Los sindicatos lo consideran así, con un servicio bueno que, sin embargo, podría ser mejor. “Es un tema que hay que cuidar mucho más de lo que se ha hecho”, comentan desde CSIF, aunque en la última época haya mejorado.

A pesar de ello, el reclamo más amplio por parte del colectivo sindical es que se devuelva la gestión a los propios centros y no se realice por una empresa concesionaria. El asunto es, sobre todo, la eficacia de estas medida en el que habría un menú específico en cada cocina que elaboraría diariamente. Esto supondría, según comenta Comisiones Obreras, una mayor calidad de la comida que, además, abandonaría la imposición de la llamada línea fría. 

Para CSIF, sin embargo, el problema no es este sino que la adjudicación se realiza con demasiada prisa por no hacerse antes. Tanto la línea fría como la caliente mantienen unos niveles nutritivos óptimos siempre que se puedan preparar con tiempo. “Lo que le pediríamos a la administración es que salga la contrata mucho antes”, se quejan, “y que así se pueda preparar el trabajo de manera que el servicio se preste con todas las garantías”.

Desde Stecyl, además, se solicitan un mayor esfuerzo presupuestario en las partidas de comedor ya que “si bien no han sufrido recortes importantes, estas se muestran insuficientes para acometer las medidas de mejora que reclamamos”. Entre estas estarían las de la modificación de los actuales criterios “restrictivos” para la concesión de las becas, precios públicos asequibles y la unificación de los precios en los servicios de la región o su extensión para los alumnos de Secundaria.

Por otro lado, de cara a los problemas que han aparecido durante este año en forma de larvas de gorgojo, cucarachas o incluso tuercas, piden que no se vuelva a repetir incrementando los controles e inspecciones a las empresas adjudicatarias del servicio y que la administración garantice y certifique la calidad y la sanidad alimentaria de los menús escolares. 

Apertura en el verano 

Más discrepancias hay en el asunto de la apertura de los comedores escolares durante el verano. Desde CSIF creen que no hay que opinar desde un terreno educativo aunque como ciudadanos se necesita el servicio y aprovechar las instalaciones. Comisiones Obreras, por su parte, pide justicia, no caridad, aunque centran su lucha en la gestión pública y la defensa de los puestos de trabajo con una comida que se realice a través de productos de la zona para abaratar costes y que redunde en la economía de la zona. 

Stecyl sí cree que se necesitan programas integrales en épocas vacacionales, aunque habrá que analizar si funciona la Red Centinela del Sistema de Protección a la Infancia de Castilla y León y analizar otras medidas. “Creemos que este asunto no puede convertirse en campo de batalla”, aseguran.

Sin embargo, en el mismo sentido que la propuesta del PSOE, sí se reclama un plan específico de carácter integral que no solamente lleve a la apertura de los comedores escolares durante el verano, sino que promueva actuaciones socioculturales para la población infantil con más necesidades durante el periodo estival. Lo ejemplifican en programas de centros abiertos o plazas para campamentos de verano con servicios de comedor. 

Comentarios