Hergar Camelot infantil B

Hergar Camelot infantil B

La temporada del infantil B del Hergar Camelot está siendo de sobresaliente. En su primer año en el fútbol 11, el equipo marcha segundo en la tabla y está disputándole la Liga al Jai Alai, líder momentáneo pero contra el que todavía tienen que jugar. El título está ahí aunque no sea lo verdaderamente importante para el equipo que, como principal objetivo de la temporada, se planteó “crear un bloque sólido, de amigos, que disfruten de forma ordenada de uno de sus hobbies más importantes”.

Así lo afirma Tato, su entrenador, que también asegura que en el fútbol los resultados también son importantes. Así, la intención del equipo era, en un principio no descender aunque el partido a partido les haya situado en “disfrutar e intentar luchar por uno de los tres primeros puestos”. Esto, unido al conjunto que han conseguido formar, ha conseguido convertir una temporada en la que se podía sufrir debido al cambio de categoría y campo, en algo “muy entretenido” pese a la dureza de la misma.

Precisamente, el entrenador recuerda los primeros meses de este nuevo periplo para todos, también para él. “Fueron difíciles. Intentábamos cosas que la cabeza veía clara pero las fuerzas no nos acompañaban como pases largos o tiros a puerta”. En ese sentido, agradece al infantil A el compartir muchos entrenamientos con ellos que han hecho de los nuevos en esto del fútbol 11, “un bloque muy agresivo y que mete mucha intensidad en cada momento”. También tiene palabras de aprecio para Fer, “quien le ayuda mucho”.

También ha ayudado las dimensiones del Neme. El campo, pequeño, ha permitido que la adaptación haya sido más rápida que en otros casos. De hecho, en los primeros partidos fuera de casa en El Rollo, por ejemplo, sí se vio al equipo sufrir sobre el terreno aunque consiguieran sacar el partido adelante.

Por todo ello, Tato ya se ha planteado objetivos para el año que viene. El primero y más indispensable es seguir primando y fomentando “el grupo por encima de las individualidades” para, a partir de ahí, “luchar por estar entre los cinco primeros del campeonato”, algo posible si se mantiene el bloque de diecisiete jugadores que hay e, incluso, se refuerzan en verano. Esto podría traer, sin embargo, más problemas a la hora de las desconvocatorias, algo que “quita el sueño” para el entrenador aunque este año por lesiones, enfermedades o viajes apenas haya tenido que hacerlo por él mismo.

Aún queda mucha Liga, sin embargo, y el conjunto seguirá haciendo lo que sabe. “Uno de los aspectos más destacados de este equipo es el compromiso táctico que tienen todos sus jugadores”, afirma Tato que comenta que en muchas ocasiones han variado el sistema provocando el desconcierto en los rivales. De hecho, aunque les gusta tocar la pelota, no renuncian a surtir de balones a sus rápidos delanteros o presionar muy arriba para robar el balón y poder montar la contra.

La plantilla está formada por Níker y Edu (porteros); Leví, Albarrán, Álvaro, Pepo, Tito, Pablo Sancho (defensas); Edu Castellanos, Pablo Franco, Jorge, José, Nico del Solar, Pera (centrocampistas); Chea, Nacho y Nico (delanteros); Tato (entrenador), Fer y Agus (delegados).

Comentarios