La nueva ordenanza para la Protección del Medio Ambiente Atmosférico facilitará abrir más negocios hosteleros

La nueva ordenanza para la Protección del Medio Ambiente Atmosférico facilitará abrir más negocios hosteleros
El Ayuntamiento de Salamanca estudiará el próximo miércoles, en el seno de la Comisión de Medio Ambiente, la nueva Ordenanza para la Protección del Medio Ambiente Atmosférico. El Gobierno Municipal ha incluido una serie de novedades en esta norma, incluidas las propuestas que la Asociación de Empresarios de Hostelería de Salamanca ha presentado a la ordenanza, que persiguen apoyar al sector y facilitar la puesta en marcha de nuevos negocios de hostelería. En concreto, las modificaciones incluidas en la ordenanza servirán para fomentar la puesta en marcha de negocios de hostelería, ya que permitirá su apertura sin necesidad de disponer en el local de una chimenea, siempre que en los mismos no se realicen operaciones de elaboración y preparación de alimentos.

Hasta ahora todos los establecimientos de las categorías C (bares con pinchos), D (restaurantes) y E (establecimientos de comidas rápida, en general)  tenían que tener obligatoriamente chimenea independientemente de si en el mismo se preparaban o elaboraban alimentos en caliente o no. Con esta modificación sólo existirá esta obligación para los que cocinen alimentos y tengan que evacuar los olores y el humo derivados de sus cocinas. Este cambio se produce por parte del Gobierno Municipal para dar respuesta a la aparición de nuevas iniciativas emprendedoras de hostelería que para su puesta en marcha no sería necesaria la chimenea, con lo que ha sido sensible a sus peticiones y ha modificado el texto de la norma para la concesión de su licencia.

 

La ordenanza establece en su artículo 30 que aquellos establecimientos incluidos en las categorías C, D y E que no realicen operaciones de elaboración y preparación de alimentos en caliente podrán ser eximidos de la instalación de chimenea, disponiendo únicamente de hornos eléctricos u horno microondas en el desarrollo de su actividad. Para garantizar que no se cocine en el establecimiento, la nueva ordenanza contempla que la potencia total conjunta en los hornos y microondas tiene que ser inferior a 10 Kw. Asimismo, los nuevos cambios introducidos en la norma pretenden animar a posibles nuevos emprendedores para la creación de un nuevo negocio de hostelería, y la consiguiente creación de puestos de trabajo, facilitando las condiciones técnicas para su apertura. 

 

Cabe destacar que con esta modificación se simplifica la Ordenanza al no incluir en la misma lo que ya está regulado, en esta materia, por normas de carácter autonómico y estatal. Una vez que la Comisión de Medio Ambiente dé el visto bueno al nuevo texto de la ordenanza, la misma tendrá que ser aprobada inicialmente en el próximo pleno del día 26 de julio y posteriormente se abrirá un periodo de exposición pública y presentación de alegaciones. Antes de entrar en vigor tendrá que ser aprobada definitivamente en Pleno Municipal.
 
Comentarios
Lo más