El Gobierno autonómico culmina la adaptación técnica en el marco de la liberación del dividendo digital

El Gobierno autonómico culmina la adaptación técnica en el marco de la liberación del dividendo digital

El Gobierno de España aprobó en septiembre el Plan Técnico Nacional de TDT estableciendo los ajustes necesarios para garantizar la liberación de las frecuencias necesarias para el despliegue de servicios de telefonía móvil 4G en la banda de 800 MHz.

La Junta de Castilla y León inició en 2014 los trabajos de adaptación técnica para adecuar las emisiones de televisión que realiza desde su red, trabajos que se están realizando de forma progresiva. Cabe recordar que la Junta aprobó recientemente las actuaciones en otros 220 centros y en las frecuencias de Salamanca para coordinarlas con Portugal. Con esta última actuación se completan y culminan los trabajos que dependen del Gobierno Autonómico. En total, la inversión de la Junta alcanza 2.688.620 euros.

Hay que señalar que el pasado 31 de marzo se produjo el cambio de programación de canales al escenario actual definitivo y se efectuó sin incidencias. La red de centros difusores dependientes de la Junta requiere actuaciones que aseguren su adecuación a la normativa técnica vigente, en concreto, la adaptación de las frecuencias de emisión a la planificación del espectro determinada por la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones y para la Sociedad de la Información del Gobierno de España.

El acuerdo de esta mañana establece la intervención en un total de 250 centros difusores de Castilla y León, excepto en Zamora, donde ya se ha llevado a cabo la actuación. La inversión asciende a 1.351.570 euros. La dispersión geográfica aconseja realizar las actuaciones en tres zonas determinadas: 80 centros en León y Palencia, 92 centros en Burgos y Soria y 78 centros en Valladolid, Ávila, Salamanca y Segovia. 
 

Comentarios