Perfumerías Avenida está en la final

Perfumerías Avenida está en la final

Perfumerías Avenida está en la final de la Liga Femenina. Las charras vencieron en el tercer y último encuentro de la serie a Cadí La Seu (64-51) y se verá las caras con Girona en la gran final (con Würzburg con factor cancha). Robinson y Fernández con catorce puntos y Rezan con doce fueron las máximas anotadoras salmantinas.

El partido comenzó con un ritmo alto, similar al de los dos anteriores encuentros. Robinson abrió el marcador pero Cadí La Seu advirtió con dos triples tempranos su acierto exterior. Pero las perfumeras dejaron claro que si alguien quería ganar en Würzburg lo tendría prácticamente imposible.

Un arreón perfumero, encabezado con cinco puntos de Xargay, le valió a Perfumerías Avenida para marcharse con cuatro de ventaja al término del primer cuarto (19-15). Dicho arreón sumado a unos grandes minutos del segundo cuarto alejó a las charras en el marcador. Blé y Rezan dominaban la pintura visitante y Marta Fernández hizo lo que más le gusta: penetrar y anotar.

Con catorce arriba (33-19), las visitantes despertaron e impusieron un parcial a Avenida de 2-13. Cadí se apoyó en el acierto exterior de Tania Pérez que al descanso llevaba 4/6 en triples. Con tres de ventaja para las locales (35-32), ambos conjuntos enfilaron el túnel de vestuarios.

Rezan estuvo a buen nivel a la vuelta de los vestuarios. Seis puntos consecutivos de la croata aumentaron a siete la diferencia. Las charras apenas dejaban anotar a las visitantes y, sobre todo, las perfumeras dominaban los dos aros. Blé, más activa y acertada que nunca, reboteaba y anotaba. Con un rebote ofensivo de Mariona con su posterior dos más uno, las charras entraron en el último cuarto con nueve de ventaja (51-42).

EN el últimio cuarto, Cadí La Seu quiso aumentar su presión sobre las perfumeras pero las charras no se dejaron colapsar. En ataque jugaron de forma inteligente y aprovecharon su mayor dominio de rebote para tener segundas opciones. Würzburg alentó porque quiere el triplete, como su equipo. Xargay llevó el mando y personalizó el coraje de la entidad. Ella quiere despedir de los suyos como lo que es: una campeona.

Comentarios