A pesar de la disminución del paro, continúa la destrucción de empleo público

A pesar de la disminución del paro, continúa la destrucción de empleo público
La ocupación en el sector público disminuyó en 2.600 personas en el segundo trimestre del año y al contrario que la tendencia general, mantiene su propensión a la baja. Si bien los datos muestran cierta desaceleración en la destrucción de empleo, teniendo en cuenta que el trimestre anterior se destruyeron 71.400 empleos.
 
Esta última cifra arroja un balance de 377.400 puestos de trabajo perdidos desde el tercer trimestre de 2011, fecha desde la que se acumula el mayor número de despidos y cuando se empezó a registrar esta tendencia. La pérdida de puestos de trabajo sitúa el volumen de las plantillas del conjunto de las administraciones públicas en 2.843.200 personas, rozando ya el mínimo de la serie histórica que comienza en 2005 (2.831.500).
 
La destrucción de empleo afectó a todas las administraciones públicas, salvo los ayuntamientos, donde la ocupación aumentó en 18.000 personas, compensando la cifra global. En el resto de las administraciones, los resultados son los siguientes: Central (-1.600), Seguridad Social (-4.300), Comunidad Autónoma (14.600) y Empresa e Institución Pública (-2.400).
 
La destrucción de empleo se debe fundamentalmente a la amortización de plazas (empleados públicos que se jubilan sin que se cubra su puesto) y por el despido encubierto de miles de interinos, fundamentalmente en sectores como la enseñanza o la sanidad y los servicios sociales. Además, el sindicato CSI-F emplaza al Gobierno a impulsar un plan de recursos humanos, antes de que sea demasiado tarde. La Administración se encuentra al borde del colapso y en los próximos años, el sistema se hará insostenible. Según la EPA, un total de 581.100 personas tienen más de 55 años.
Comentarios