La villa vuelve a engalanarse para disfrutar de la Boda Típica

La villa vuelve a engalanarse para disfrutar de la Boda Típica

Como cada segundo domingo de agosto, la Boda Típica vuelve a vestir de fiesta la villa de Candelario con esta celebración declarada de Interés Turístico Regional. La Asociación Cuesta de La Romana junto con el Ayuntamiento y la parroquia de Nuestra Señora de la Asunción colaboran en la puesta en escena de este ritual que pervive en el tiempo.

Los festejos se inician a las 11:30 horas con el recorrido por las casas del novio y los padrinos al tiempo que se brinda con aguardiente y perrunillas hasta el momento de ir a buscar a la novia, enfrente de cuya casa se canta. 

Las 12:15 es la hora elegida para el casamiento en el atrio de la Puerta del Castañar. Al término de la ceremonia, unos 45 minutos más tarde, está previsto el inicio del convite. A eso de las dos de la tarde, la Plaza del Solano acogerá el Tálamo, momento en el que los invitados a la boda hacen sus regalos y desean felicidad a los novios de forma desenfadada.

Terminados todos los actos ceremoniales será el momento de disfrutar del banquete en el que se cantan canciones tradicionales alusivas al matrimonio.

Por último, la tradición indica que el lunes de bodas se dedica a recoger y repartir los enseres traídos el sábado. Para los más allegados había una comida a base de calderillo.

Comentarios
Lo más