Homenaje a diez sacerdotes por sus 25 y 50 años de ordenación

Homenaje a diez sacerdotes por sus 25 y 50 años de ordenación

El presbiterio diocesano celebra este martes la fiesta de San Juan de Ávila, patrono del clero español, con una eucaristía en la Capilla Mayor de la Casa de la Iglesia. Además de honrar su memoria cada año se rinde homenaje a los sacerdotes que cumplen 25 y 50 años de ministerio. 

Este año los homenajeados por sus bodas de oro son Indalecio Mazuela, Marcelino Legido, José Sánchez Gómez, Pedro Carrera y los dominicos Lázaro Sastre y Juan Huarte. Y por sus bodas de plata los sacerdotales José Antonio Andújar, Ángel Luis Martín, José Castro Nogueira y el sacerdote operario Esteban Díaz Merchán.

Pescadores agradecidos: carta de los sacerdotes homenajeados

Unidos por la comunión presbiteral queremos enviaros a todos vosotros que compartís las tareas evangelizadoras en esta hora tan singular en nuestra Iglesia de Salamanca, un mensaje de esperanza y de aliento fraternal.

Nos sentimos agradecidos a Dios y a cuantos nos han ayudado a perseverar en el encargo que recibimos hace ya muchos años- 50 para unos y 25 para otros- cuando la imposición de manos del obispo. Don inestimable que recibimos con gran alegría.

A lo largo de los años transcurridos con este envío, hemos experimentado gozos y fatigas, noches oscuras y días iluminados, que nos han acercado más al verdadero significado del ministerio apostólico. La Cruz del camino ha madurado nuestra entrega y ha purificado el amor primero al Señor para un seguimiento más auténtico y un servicio a los hermanos más humilde y gratuito.

El mar en el que echamos las redes primeras era muy distinto al que nos toca hoy seguir faenando. Seguramente que aquellas redes están tan gastadas que no valen para recoger la cosecha de esta hora, pero el encargo sigue siendo el mismo aunque tengamos la dura experiencia de haber estado toda la noche sin recoger ni un solo pez. La invitación sigue actualizada y con apremio: ‘Remad mar adentro y echad la redes para pescar’ (Lc 5,4)

La victoria de la Resurrección del Señor que estamos celebrando, nos sigue impulsando a poner nuestra vida, nuestro presente y nuestro futuro en las manos del que como Buen Pastor nos sigue susurrando al oído: ‘No me elegisteis vosotros a mí. Soy yo el que os he elegido a vosotros. Y os he destinado para que vayáis y deis fruto abundante y duradero... Lo que os mando es esto: que os améis unos a los otros’. ‘Pastorea mis ovejas’ (Jn 15,16-17 y 21, 17).

 

Comentarios
Lo más