San Agustín alevín

San Agustín alevín

El San Agustín es uno de esos clubes de colegio que todavía aguanta a la profesionalización del fútbol. Y en el caso del alevín lo hace muy bien. Terceros en el grupo dos de la Tercera, tiene el ascenso a ocho puntos, complicado, ya que el Salmantino no ha perdido todavía ningún encuentro. Sin embargo, el objetivo no es el ascenso sino el disfrute y aprendizaje de los chicos.

Lo anterior, es obvio, se está cumpliendo. Y se lleva haciendo durante varias temporadas en las que, a pesar de que otros conjuntos han llamado a la puerta de varios jugadores, ellos se mantienen en un grupo humano muy unido en el que todos son más que compañeros, son amigos. Y se demuestra día tras día, en cada entrenamiento y partido en el que el equipo siempre es más importante que la invidualidad.

La demostración queda clara con los dos goleadores de la categoría, ambos del San Agustín y separados por dos tantos. Sin embargo, la lucha siempre se centra por competir dentro de sus posibilidades con los once jugadores que conforman la plantilla y no hay peleas internas por ser el mejor porque el mejor siempre es el equipo.

Su mayor fuerte, además de esta unión, es el campo. Lo que puede parecer un pequeño problema por la tierra frente a la hierba, el conjunto está sabiendo explotarlo en esta temporada. Con el último partido en el que vencieron a las chicas del Salamanca FF, segundas clasificadas, suman 22 puntos de 24 posibles, siete victorias y solo un empate contra el Cristo Rey B en las primeras jornadas. Y fuera también se van entonando poco a poco y haciéndose a la hierba, en la que juegan cada quince días. Sin ir más lejos, al propio Cristo Rey B le venció en Los Cuernos por un resultado ajustado por 2-3.

Todo ello con un estilo muy definido, aunque cambiante en función del rival y de su modo de juego. Al conjunto le gusta el toque desde atrás aunque son conscientes de que con presiones altas, deben sacar el balón arriba y aprovechar la velocidad y calidad de sus delanteros. Y les va bien ya que, de hecho, han llegado a ser el equipo más goleador de la categoría, ahora solo superados por el Salmantino de su grupo y el Santa Marta de la Primera Provincial.

Estos resultados están escondidos detrás de la actividad más importante del club, la formación en valores. En San Agustín, el cariz de fútbol base toma, si cabe, una mayor relevancia en sus jugadores por llevar el nombre del colegio a toda la provincia. Es de lo que más orgulloso están en el club porque, además, también está permitiendo perdurar en el tiempo a un buen grupo que, en principio, también se quedarán el año que viene.

La futura temporada será complicada con un cambio sustancial en el paso del fútbol 7 a fútbol 11 para nueve de los chicos. Será, además, en Primera Provincial por lo que ya están introduciendo conceptos para que el paso sea menos traumático. Entrenamientos en el campo de fútbol 11 es el comienzo para ello. El final seguro que será otra gran temporada.  

La plantilla está formada por Miguel (portero); Mario, Pedro, Javier Elices, Juan y Zorita (defensas); David Luis, Álvaro, Samuel y Herrero (centrocampistas); Pablo (delantero); Raúl y Juan Carlos (entrenadores).

 

Comentarios