Acuerdo de Seiasa y la Comunidad de Regantes para modernizar el regadío del Canal del Páramo

Acuerdo de Seiasa y la Comunidad de Regantes para modernizar el regadío del Canal del Páramo

La Comunidad de Regantes del Canal del Páramo gestiona una superficie total de riego de cerca de 17.000 hectáreas. El convenio, cuya firma se ha autorizado hoy, permitirá a la Junta de Castilla y León, a la Comunidad de Regantes y a la Sociedad Estatal de Infraestructuras Agrarias (SEIASA) la modernización y consolidación de los regadíos del sector I, que engloba 1.435 hectáreas que pertenecen a los municipios leoneses de Santa Marina del Rey y Bustillo del Páramo. De esta actuación se beneficiarán 485 agricultores.

Las obras que se van a realizar, tras la formalización del convenio aprobado hoy por el Consejo de Gobierno, consisten en la transformación del riego por gravedad en riego por aspersión a la demanda. La Consejería de Agricultura y Ganadería se encargará del desarrollo y puesta en marcha de las instalaciones de bombeo y regulación, mientras que correrá a cargo de SEIASA la construcción de la red de distribución de riego, otras instalaciones y automatismos.

Además, se tomarán las medidas necesarias para la mejora y conservación de la flora y la fauna en la zona de actuación. También se promoverá, siempre que sea posible, la utilización de soluciones de optimización energética, incluso mediante la generación de energías renovables por parte de la Comunidad de Regantes. Hasta el momento, se han invertido 89,91 millones de euros para la modernización de 14.100 hectáreas correspondientes a los sectores III, V, VII, VIII y IX de esta zona regable. Además, en cuanto a infraestructuras rurales asociadas a este regadío, se han invertido 4 millones de euros para realizar actuaciones en los sectores III y VII y se destinarán otros 7,6 millones de euros para obras de infraestructura rural, que se pondrán en marcha este año, en los sectores V y IX.

Beneficios de la modernización de regadío

La modernización de regadíos es una de las medidas más eficaces en la mejora de la competitividad de las explotaciones y como dinamizador del medio rural dado que el potencial de trabajo en zonas regables triplica al del secano, contribuyendo con ello al mantenimiento de la población en el medio rural. Mientras que en los cultivos de secano la población se sitúa por debajo de los 10 hab./Km2, en las zonas de regadío alcanza los 25 hab./km2.

Las actuaciones de modernización de regadío permiten aumentar la versatilidad y producción de los cultivos y reducir los costes de producción de estos un ahorro energético de más de un 50 % y una reducción del consumo de agua de entre el 30 y el 40 %. Esta disminución de uso de agua lleva aparejada también una considerable reducción en el uso de fertilizantes y fitosanitarios. La modernización de regadíos ha sido una de las apuestas del Gobierno autonómico en los últimos años para garantizar la competitividad, y con ello el futuro, de las explotaciones de Castilla y León. En el período, incluido las actuaciones previstas este año, las actuaciones de regadío habrán alcanzado las 100.000 hectáreas con una inversión total de 647 millones de euros. 

Comentarios