ÁVILA

Cinco días aislados

Cinco días aislados

Ocho vecinos de Navamuñana han estado encerrados desde el sábado a causa de la nieve. Las máquinas quitanieves han llegado al mediodía del miércoles. La media de espesor era de 75 centímetros de nieve.

“La gente se ha mostrado contenta, ya que eran muchos días y estaba nerviosa”, ha explicado el alcalde de Santiago del Collado, Tomás Barroso. En torno al puerto de Peñanegra, este municipio agrupa hasta a 11 núcleos habitados, con un total de un centenar de vecinos, aunque en algunos de ellos sólo residen dos vecinos.

“Tenían el problema de no poder alimentar al ganado y si alguien se ponía malo, por eso ha resultado tranquilizador abrir la carretera”, ha indicado. “Hay hoy [miércoles] no han tenido ni pan ni ningún tipo de suministro, pero disponían de reservas, como legumbres y patatas, y también matanza quienes la hacen”.

Este miércoles se ha llegado a Navamuñana, que se encuentra a cinco kilómetros de Piedrahíta, y el martes se abrieron los accesos a La Lastra, Navalmahillo y Casas de Navancuerda.

La nieve empezó a cuajar, pero “los problemas gordos” comenzaron el sábado al mediodía. El domingo algunos ganaderos salieron con dificultada a pie a dar de comer al ganado, pero luego le resultó imposible. Algunas personas tenían que salir a trabajar fuera y no pudieron viajar hasta el martes, según cuenta el alcalde, que salió el domingo.

Ahora tienen pendiente limpiar las calles de los pueblos, si bien ya se ha avanzado algo gracias a las máquinas de algunas constructoras.

Tras esta nevada Barroso no puede olvidar la nevada de la Nochevieja de 1998 y Año Nuevo de 1999, cuando la nieve alcanzó varios metros de altura y el puerto de Peñanegra permaneció cerrado más de dos meses hasta que a comienzos de marzo se logró abrir la carretera AV-932.

Comentarios
Lo más