Fallados los Premios Fray Luis de León de Creación Literaria 2017

Fallados los Premios Fray Luis de León de Creación Literaria 2017

Estos galardones internacionales distinguen la creatividad y la belleza artística en todas sus modalidades. Su objetivo es impulsar la creación literaria en lengua castellana, así como promocionar y difundir cualquier iniciativa que afecte al ámbito del libro y su entorno

Esta mañana se han fallado en Valladolid los Premios Fray Luis de León en su decimotercera edición 2017, convocados por la Consejería de Cultura y Turismo. Los premios reconocen la creación literaria en las categorías de teatro, ensayo, narrativa y poesía. Además, valoran la creatividad y la belleza artística e impulsan la creación literaria en lengua castellana.

El jurado de los Premios Fray Luis de León en su edición de 2017 ha estado compuesto por José Luis Alonso de Santos, dramaturgo, director escénico, Premio Castilla y León de las Letras 2009; Fermín Herrero, poeta, Premio Fray Luis de León en la edición de 2005 y Premio Castilla y León de las Letras 2014; Agustín García Simón, historiador, periodista y escritor; Joaquín Sánchez Torné, escritor, periodista y Premio Nacional de Periodismo Miguel Delibes 2010; Carlos Aganzo, poeta y director del El Norte de Castilla; María Ángeles Pérez López, poeta y profesora de literatura hispanoamericana de la Universidad de Salamanca; y Fernando Conde, como secretario del jurado.

Los premiados en esta XIII edición de los Premios Fray Luis de León, en el género Teatro son: primer premio para la obra ‘Latidos’, de Luis Miguel Sánchez Mota, una obra que recoge, en su exacto punto de literatura y teatralidad, latidos de vida, de deseo de dificultad, de mundos prohibidos, de relaciones familiares complejas entre padres e hijos, del sentido de la vida y de la muerte y, sobre todo, de las viejas verdades del corazón: el amor y la piedad. El segundo premio ha recaído en la obra ‘Aguantar la respiración’, de Miguel Ángel González González, por su fuerza escénica y por su tratamiento de un asunto, como es el de la pena de muerte, presentado con total crudeza y verosimilitud. Una obra que nos muestra personajes capaces de construir una obra sólida y plena de dignidad, de una evidente potencia dramática y escenográfica.

En la categoría de Narrativa, se ha concedido el primer premio a la obra ‘La crecida’, de Miguel Dueñas, por crear una atmósfera profundamente perturbadora e inquietante a través de la historia y la narración de un niño que percibe el mundo -rural- a su alrededor con la distorsión propia de su edad y de su particular condición psicológica. Una novela que crea una atmósfera de gran violencia física y simbólica, escrita con un estilo breve, sincopado, pero de gran talento literario. El segundo premio en el género Narrativa es para la obra ‘Sudor y lluvia tras el fin del mundo’, de José Luis Díaz Caballero, por su calidad narrativa, la construcción de los personajes y el relato de un mundo de adicciones, siempre actual. Una obra escrita con soltura y buen pulso, intimista y de fácil recreación en la imaginación del lector. Con un final abierto que nos obliga a tomar posición.

En la modalidad de Ensayo, el primer premio es para la obra ‘Aquí es frontera de lobos’, de Ricardo Vigueras, por lograr, a través del mito y la fabulación, de la literatura, del cine y el testimonio que ha ido jalonando la vida, mostrarnos el relato de que escriben cada día las gentes de una zona fronteriza fascinante como la que simboliza la ciudad mexicana de Juárez. Un ensayo brillante y arrebatador que toma el verdadero pulso de una ciudad única, a lo largo del siglo XX y en lo que va del XXI. Una obra apasionante. El segundo premio en el género Ensayo ha quedado desierto.

En el género de Poesía, el primer premio es para la obra ‘La sílaba de ónice’, de José A. Ramírez Lozano, por una imaginación desbordante vertida en un verso que maneja de forma original la imagen, generalmente de raíz surrealista. Y, al tiempo, imbricada en un pulso narrativo que vertebra los poemas y les sirve como pauta y asiento. En su conjunto reúne una serie de escenas y una galería de personajes harto curiosos, que amplían la mirada sobre el hombre. El segundo premio en el género de Poesía es para la obra `A veces’, de Jorge de Arco, por su verdad poética, afincada en el mundo de las pérdidas. Por la hondura de su expresión y el cuidado del lenguaje, desde la intimidad del poeta hasta la sugerencia en la lectura, que abre ambos mundos al lector.

A la edición de 2017 de los Premios Fray Luis de León se han presentado un total de 503 obras, procedentes de 17 países. El fallo del premio queda a expensas de que los premiados cumplan todos los requisitos administrativos formulados en la convocatoria.

Comentarios