En los últimos años ha ido ganando presencia la celebración del día de Navidad con la llegada de Santa Claus dispuesto a repartir regalos, a semejanza de los países anglosajones. Lo cierto es que tradicionalmente en España lo que se celebra entre juguetes y otros presentes para los más pequeños es la festividad del 6 de enero, día en que se conmemora la llegada de los Reyes Magos de Oriente al pesebre del niño Jesús, cargados de tan lejos con el oro, el incienso y la mirra con los que obsequiaron al pequeño querubín.

Una de las fechas más familiares del año. Los árboles de Navidad siempre albergan algún regalo que los niños pueden abrir con la mayor felicidad del mundo y una ilusión desbordante. Los padres pagarían lo que fuera por conseguir ese momento pero siempre es conveniente en cualquier hogar, ajustar los gastos en las compras navideñas.

Tradicionalmente la campaña comercial de Reyes culminaba con rebajas a partir del siete para paliar la dura subida de la cuesta de enero para el consumidor medio.

Este paradigma ha cambiado en los últimos años. La legislación vigente ya no regula los periodos de rebajas y la decisión de ponerlas antes de tan señalada fecha para aprovechar su tirón comercial queda en manos del propietario de cada establecimiento. Distribuir las fechas en las que se aplican los mejores descuentos es una decisión que no resulta fácil para los pequeños comercios y sin embargo si resulta ventajoso para las grandes superficies.

Descuentos enlazados

Múltiples factores influyen en la capacidad para adelantar las rebajas en un periodo como este. Entre ellos, la capacidad para adquirir un gran volumen de stock a un precio de fábrica reducido. El pequeño comercio maneja un margen menor para marcar los productos de cara a la venta al público y le resulta muy complicado competir con las grandes superficies. ?A los grandes comercios el producto le sale muy barato, en cambio, el pequeño comerciante que quiere vender calidad, lo que le cuesta realmente es el producto?.

Pequeñas zapaterías del centro, tiendas que venden complementos o ropa femenina están de acuerdo en que la legislación vigente favorece a los grandes conglomerados comerciales. ?Las cadenas que ponen rebajas antes de Reyes nos perjudican bastante porque no podemos luchar contra ellos con los márgenes que tienen. Es complicado. Yo pienso que se deberían de respetar los periodos de rebajas. Algunos pequeños también optan por adelantar las rebajas pero eso resiente demasiado los márgenes?.

Los pequeños comercios observan que los precios han caído mucho. ?Se van empalmando campañas, desde el Black Friday no se han levantado los precios y no nos podemos permitir poner rebajas porque ya estoy vendiendo algunos productos a precio de costo?. Más adelante sabe que tendrá que perder dinero para liberar stock pero no le queda otro remedio. Entiende que alguien debe de hacer algo. ?Ya formé parte de la Cámara de Comercio nunca me solucionaron nada?.

Estos establecimientos optan normalmente por aplicar descuentos puntuales en determinados productos antes de Reyes y dejar las rebajas para pasada esta fecha. ?Yo voy a seguir con mi política, poner ofertas puntuales en algunos productos porque si todo el mundo pone un cartel de rebajas, pues algo hay que hacer. Pero vamos, yo no puedo entrar en hacer rebajas ya antes de reyes porque es una época en la que la gente compra un poco obligada. Es la época. Después de Reyes, rebajas como siempre?.

Aprovechar las ganas de comprar

Los grandes almacenes ya publicitan sus rebajas a falta de un buen número de días para la llegada de los Reyes Magos. Es el caso de otras tiendas ubicadas en el centro, normalmente franquicias o establecimientos de marcas que poseen otras tiendas. ?Sí hemos adelantado las rebajas, tenemos descuentos entre el 50% y el 70% porque esta es la época en la gente tiene más ganas de comprar y tratamos de aprovechar eso. Si es verdad que antes esas ganas se aprovechaban con la ausencia de descuentos, pero los grandes almacenes marcan la pauta a seguir en este sentido?. 

Otros ofrecen las rebajas en exclusiva para sus clientes fidelizados, aunque sí dan un margen al público en general para hacer sus compras de Reyes a precios con descuento. ?Este año la marca ha adelantado las rebajas, sobre todo para los clientes. Tenemos una tarjeta de fidelidad de clientes y esta semana los descuentos han sido sólo para ellos. A partir del día de hoy, para todos. Después de Reyes se mantienen las mismas rebajas hasta mediados de enero que llegarán las segundas rebajas?.

La oferta para el consumidor es más variada y las compras navideñas pueden resultar más baratas desde que existe la legislación actual. La comodidad de acudir a centros comerciales que disponen de grandes descuentos, variedad de productos e incluso facilidades de acceso es reconocida también por los pequeños comerciantes, aunque sí denuncian que deben acotarse las ventajas para los conglomerados que poseen un gran músculo comercial y pueden aprovechar los periodos clave del año en detrimento de su volumen de ventas.

 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído