Los sindicatos también han analizado la labor del Gobierno en estos dos años y no lo han pintado de un color tan verde como lo han hecho desde el Partido Popular. Precisamente, unas organizaciones que denuncian el desprestigio al que se le está sometiendo desde las altas esferas políticas del país. “Cuando se habla del caso Gürtel, es el caso Gürtel, cuando se habla del caso Bárcenas, es el caso Bárcenas, pero no el PP, pero en nuestro caso se habla del sindicato, no del señor”, ha señalado el secretario provincial de la Unión General de Trabajadores (UGT) en Salamanca, José Luis Hernández Rivas.

Tras estos dos años de legislatura, Hernández Rivas tiene muy clara la nota que le pondría al presidente: “Le pondría un cero por mentiroso, se ha aprovechado de las mentiras para ganar”, ha aseverado a la par que aseguraba que es muy difícil tener a todo el Parlamento en contra: “Ha cabreado a todo el mundo, ni con dinero ha contentado a nadie”.

Desgajando sus medidas más polémicas, el secretario de UGT ha criticado la reforma laboral, la de administraciones locales, la de Educación y la del aborto. En el primer caso, ha reseñado que en su día se avisó de que la reforma laboral no crearía puestos de trabajo “y a las pruebas me remito”; respecto a la reforma de las administraciones locales, vaticina una despoblación del medio rural por la necesidad de Sanidad y dependencia de las personas mayores que habitan los municipios de la provincia.

Por su parte, ha señalado que la ley de Educación “es una reforma política de convencimientos más que para mejorar el nivel, va a durar lo que dure el Gobierno y los jóvenes no están para andar cambiando continuamente”, mientras que la ley del aborto “es una destrucción de la libertad de las mujeres”.

Ninguneo a los ciudadanos

Por su parte, el secretario provincial de Comisiones Obreras (CCOO), Emilio Pérez, considera que el Gobierno de Rajoy "han sido dos de los peores años que ha vivido la democracia en este país, ya no sólo desde el punto de vista económico, sino también social y laboral". Así, justifica que el Partido Popular está gobernando "a golpe de decreto ley, ninguneando a los ciudadanos y de espaldas a las Cortes generales, siguiendo al dictado los objetivos de Alemania y el Fondo Monetario Internacional".

Y es que, prosiguió Emilio Pérez, "con la excusa de la crisis económica se quiere instaurar un nuevo modelo social y laboral, ensanchando de manera infinita la franja entre ricos y pobres. Rajoy se ha cargado la clase media y el bienestar social". Sobre todo entre los más jóvenes, "a quienes se condena a trabajar en condiciones casi de esclavitud".

Porque, finalizó el secretario provincial de CCOO, la reforma laboral sólo persigue "deteriorar el poco empleo que existe y excluir del mercado laboral principalmente a mujeres y mayores de 45 años. Poca gente está saliendo beneficiada de las medidas de este Gobierno".

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído