Caja Rural de Salamanca ha celebrado este miércoles la asamblea general, en la que se ha rendido cuentas del año pasado de la cooperativa de crédito y se aprobó la continuidad de Ernesto Morona como presidente. "Es la satisfacción del deber cumplido, cuántas empresas querrían terminar el año con beneficios, aunque fuesen menos", destacó. Todo ello con el mismo número de oficinas y empleados. "Nuestro modelo funciona", apostilló.

Así, el balance de 2011 superó la cifra de 700 millones de euros de activo, con casi el 91% correspondiente a inversiones crediticias y elevó a casi 600 millones de euros el montante de depósitos de clientes. Aunque vio ligeramente reducidos sus beneficios, con una caída del resultado antes de impuestos del 3,43% respecto al anterior ejercicio, la entidad financiera incrementó en casi un 5,4% los fondos propios, hasta superar los 74 millones de euros. "No es lo mismo navegar por el Mediterráneo que doblar el cabo de Hornos", destacó la directora general, Isabel Martín, para recordar las dificultades añadidas en un año con nuevas exigencias para las Cajas, como la 'Ley Guindos'.

La cooperativa de crédito volvió a mejorar la ratio de morosidad, que se sitúa en el 2,73%, muy por debajo de la media nacional. Además, cerró el ejercicio de 2011 con una cobertura superior al cien por cien y con una ratio de ‘core capital’ del 13,27%, es decir, casi 530 puntos básicos por encima del mínimo exigible. Por lo que se refiere al margen de intereses, aumentó en más de un 4,7%, hasta llegar a 14,4 millones de euros, y situó en más de 19 millones el margen bruto. "El futuro para por la eficiencia, austeridad y solvencia, el ADN de esta cooperativa de crédito", añadió la directora general.

Ernesto Moronta seguirá al frente de un consejo "que no cobra sueldo", al contrario que las Cajas de Ahorro. Por eso, lamentó que los problemas de otras entidades provocó que desapareciera el fondo de garantía para las cooperativas de crédito, "porque ni lo habíamos tocado, no teníamos necesidad porque no tenemos suelo ni pisos en Seseña", manifestó Isabel Martín, a lo que Moronta añadió que se fusionaron los fondos de garantía con bancos y cajas "por la mala gestión de otros. Aquí estamos para aportar, nunca para llevar", concluyó el presidente de Caja Rural.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído