Aumenta el caos en el hospital Clínico por la falta de previsión de la gerencia del complejo sanitario. El cierre de camas al inicio de junio, justificado porque se suponía que no iba a haber tanta actividad en verano, está provocando el colapso en los dos servicios de urgencias del Clínico y el Virgen de la Vega. Tal es así que se ha tenido que reabrir una de las plantas cerradas hace poco más de un mes.

Según informa el sindicato de enfermería Satse, durante la pasada noche hubo que reabrir la planta de Ginecología al ingresar una docena de pacientes. Todo ello recurriendo a personal de urgencia que ha tenido que estar más de quince horas seguidas trabajando.

Ya ayer, como informara SALAMANCA24HORAS, el sindicato CSIF presentó un escrito de reclamaciones frente a la Gerencia del hospital Clínico debido al colapso que está sufriendo urgencias ante la falta de personal. Según denuncian, este mismo lunes hubo enfermos que llegaron a las 17 horas y a las 2:30 horas todavía continuaban allí sin ser ingresados debido a la falta de camas después del cierre de plantas "solo por ahorrar personal y sustituciones".

Además, también critican que este cierre de plantas y de camas, precisamente, está provocando que personas con fecha de ingreso tengan que esperar debido a que la cama asignada está todavía ocupada por otra persona, de manera que deben permanecer alguna hora en la sala de espera hasta que dicha cama esté disponible. 

Por otro lado, la falta de personal está provocando, asimismo, que se cambie "a los compañeros de servicio, cuando surge alguna contingencia, por una mala planificación al tener cubierto los servicios con el mínimo personal". De hecho, critican que este lunes mismo tuvieron que enviar personal de cirugía a la de cirugía cardíaca y torácica, pues surgió una baja a última hora de la mañana. "Esto ocurre por tener las plantas bajo mínimos", se quejan desde el sindicato.

Esta falta de personal está provocando, además, que se le estén denegando, por la Dirección de Enfermería, permisos no retribuidos a pesar de contar con el derecho y con todos los requisitos de solicitud. "Cierran plantas y al personal de enfermería lo tienen cubriendo las vacaciones. Le recordamos que los pactos están para cumplirlos y no se están cumpliendo", dicen.

Por su parte, desde el sindicato Comisiones Obreras también se queja del cierre de camas. Critican, por un lado, que en la última semana de junio, la Dirección de Enfermería se dirigió a las trabajadoras y trabajadores de las sexta del hospital Virgen de la Vega para anunciarles su traspaso a la quinta del Clínico, asegurándoles de palabra, dicen en una nota de prensa, que con el mismo número de trabajadores mantendrían el mismo número de camas, aunque han aumentado su trabajo realmente.

"El resultado de tal decisión es que ya están produciendo nefastas consecuencias tanto para trabajadores como para usuarios", aseguran, al encontrarse desubicados sin saber dónde se encuentra el material, con retrasos en los protocolos de medicación, toma de tensiones e, incluso, aseo de los enfermos. 

"La consecuencia directa de ese incremento de las listas de espera es que para reducirla posteriormente la dirección acude a las externalizaciones, con lo que esto supone. Peor calidad del servicio, más caro y con inconvenientes ya contrastados para los usuarios, ya que muchas de esas externalizaciones durante el año 2015 enviaron a los pacientes fuera de nuestra provincia", añade.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído