La Cámara de Comercio e Industria de Salamanca, ante el cierre progresivo de locales en los últimos meses, ha evaluado los efectos que la crisis ha provocado en uno de los sectores clave para la economía salmantina a través de un análisis del número de espacios comerciales en desuso en la zona centro de la ciudad. Así, entiende que si no se toman medidas inmediatas el problema aumentará y no tendrá remedio, creando zonas degradadas y sin establecimientos a pie de calle. Por eso, solicita al Concejal competente rapidez en la toma de medidas y la inmediata asignación presupuestaria para emprender acciones colectivas que frenen esta desertización.
 
Según los datos del trabajo de campo realizado por la Cámara y de un informe de la Asociación de Empresarios Salmantinos de Comercio, AESCO, sólo en la zona centro, más de 170 locales se encuentran cerrados, lo que supone que más del diez por ciento de los 1.500 espacios existentes (según el censo actualizado del Ayuntamiento de Salamanca) se encuentran inactivos. 
 
Asimismo, más de dos tercios de los locales analizados se hallan en la zona comercial estratégica de Salamanca, es decir, el área comprendida entre la Gran Vía y la Calle Zamora, encontrándose en vías céntricas y tradicionalmente comerciales como la calle Azafranal o Pozo Amarillo hasta dieciocho locales cerrados o la propia Plaza Mayor que tiene cuatro locales desde hace tiempo en la misma situación. 
 
Este escenario, no sólo se aprecia en el centro sino que el comercio en los barrios también se ha visto resentido y numerosos locales permanecen vacíos. Según los propios datos de la Cámara de Comercio la facturación del sector comercio ha bajado desde los último dos años en torno al 51%, llevando a una inmensa mayoría de negocios a una delicada situación.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído