La Comisión Nacional de la Competencia (CNC) considera que las medidas de liberalización aprobadas por el Gobierno en julio son "tímidas" y que "podrían ser más ambiciosas". Así, considera que se debería establecer la libertad de apertura de comercios con carácter general, sin discriminaciones entre formatos ni tamaños, y sin posibilidad de restricciones adicionales.
 
Competencia advierte de que el establecimiento de un mínimo de aperturas en festivos "operará previsiblemente, de facto, como un máximo". Además, a la hora de determinar los criterios para la elección de los domingos y festivos de apertura se señala que se incluirán aquellos de mayor afluencia turística en la comunidad, lo que parece "de difícil determinación".
 
Por otro lado, califica de proteccionista la restricción a la plena libertad de los establecimientos inferiores a 300 metros cuadrados que pertenezcan a grupos de distribución que no sean pymes de determinar su régimen de apertura, y aboga por que las comunidades autónomas puedan modificar al alza, a iniciativa propia, dicho umbral para permitir una mayor libertad de apertura. 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído