Durante los últimos días se han conocido todos los detalles sobre los gastos que los 86 consejeros de Caja Madrid ocasionaron a las arcas de la entidad financiera entre los años 1999 y 2012 con las denominadas ‘tarjetas negras’. Unas tarjetas de crédito que no fueron declaradas a Hacienda y que llegaron a suponer un montante total de 15,5 millones de euros durante más de una década. El escándalo de lo que se quiso hacer pasar por viajes de representación y dietas se gastó principalmente durante fines de semana y puentes festivos. Y ahí Salamanca fue también uno de los destinos elegidos por consejeros de Caja Madrid para pasar unos días de asueto entre el mejor lujo.

SALAMANCA24HORAS ha examinado los cargos de cada consejero, comprobando cómo hubo estancias en hoteles con estrellas como mínimo, copiosas comidas y cenas en restaurantes en el casco histórico de la capital del Tormes, visitas a campos de golf sin escatimar detalles y, tras disfrutar de esas minivacaciones, se llenaba el depósito de gasolina antes de regresar a Madrid. Así, la suma de todos los gastos especificados (muchos aparecen en general y no se pueden provincializar) supera los 20.000 euros.

Cantidades sobre todo desembolsadas con esas tarjetas negras entre 2002 y 2005, por lo que habría que tener en cuenta que esos veinte mil euros tendrían ahora un valor mayor, aplicando la correspondiente actualización de precios en función del coste de la vida que marca la inflación. Los consejeros de Caja Madrid gustaban de la buena vida y no dudaban en pasar cualquier cargo de ocio a la tarjeta negra, en algún caso hasta los cinco euros que costaba un aparcacoches en un hotel.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído