El sindicato UGT ha mantenido este miércoles un desayuno navideño de los medios de comunicación para realizar un repaso del año en materia laboral, pero también cómo se presenta 2012. Las perspectivas no son nada halagüeñas, según ha destacado el secretario provincial, Agustín Rodríguez, quien ha resumido la situación asegurando que "dentro de poco no trabajaremos como chinos, viviremos como ellos". Así, ha advertido del deterioro de las condiciones laborales en la provincia de Salamanca, donde el desempleo es creciente cada mes y no se perciben síntomas de mejoría.

Rodríguez ha repasado un año complicado para el empleo en Salamanca, con más de 31.000 parados, en un contexto de expedientes de regulación de empleo y concursos de acreedores en Intervet, Flex y el grupo MRS. Al mismo tiempo, los convenios colectivos no avanzan en sectores como comercio, hostelería, madera y funerarias, lo que resta poder adquisitivo a los trabajadores. Una situación que se agrava porque los parados se quedan sin prestación por desempleo, y quienes la tienen todavía cada vez cobran menos dinero.
 
De ahí que el secretario provincial de UGT tenga un deseo claro para el año 2012, en que el nuevo Gobierno del Partido Popular tienen algunos asuntos pendientes en materia laboral. "Espero que los derechos sociales no se toquen, sino que se consoliden, haya una reforma del sistema financiero, se luche para eliminar la economía sumergida y exista un compromiso real para gobernar para las personas", concluyó.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído