La Policía Local ha desalojado el campamento de indigentes que se levantó a finales del pasado mes de diciembre en el pasaje bajo el paseo de San Vicente, conectando las calles de este barrio con el hospital Clínico. Un grupo de personas sin hogar que encontró allí cobijo durante el invierno.

Allí construyeron su particular vivienda con cartones para guarecerse del frío. Personas con nombres y apellidos que han pasado meses en busca de su supervivencia. Ahora ya no queda nada de aquellas cajas de cartón y enseres, apareciendo en su lugar una valla que sólo deja un pasillo para peatones.

Cáritas de Salamanca viene denunciando desde el inicio de la crisis que las personas sin hogar encuentran trabas a la hora de acceder a la asistencia sanitaria y a determinadas ayudas. En un informe titulado ?La salud de las personas en situación de sin hogar acompañadas por Cáritas? se recoge que las personas sin hogar viven veinte años menos que el resto de la población, presentan entre dos y cincuenta veces más problemas de salud físicos que la población general, y que las personas en situación de sin hogar tienen en su mayoría enfermedades crónicas de tipo físico u orgánico.

 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído