La Consejería de Educación ha decidido posponer, del 10 de mayo al 1 de agosto, la fecha tope para publicar los conciertos educativos del curso próximo. Según la Consejería, "la mejora necesaria de la eficiencia en el uso de los recursos públicos que exige la actual coyuntura económica aconseja posponer la resolución de la concesión o denegación de los conciertos educativos solicitados".
 
Para Comisiones Obreras (CCOO), "lo sorprendente de dicho argumento, recuerda otras expresiones de la neolengua empleada por la llamada clase política para disfrazar con eufemismos el significado de las cosas. En este caso, la falta de explicaciones convincentes lleva a sospechar que se pospone la concesión de dichas unidades a que pasen las elecciones europeas o lleguen las vacaciones".

Ya hace dos meses, cuando se produjo la petición de conciertos por parte de las patronales, la Federación de Enseñanza de CCOO recordó que no se debían concertar unidades en la enseñanza privada cuando, en la misma zona, las necesidades de escolarización pudieran ser satisfechas por centros públicos y que, además, como consecuencia de dicha concertación, se pudieran suprimir unidades o puestos de trabajo de profesorado en la enseñanza pública. "Recordamos entonces que, hasta ahora, la Junta de Castilla y León no sólo había faltado a su compromiso de mantener el equilibrio entre las dos redes, sino que había conculcado la legislación entonces vigente, al suprimir unidades y hacer disminuir la plantilla jurídica y funcional de los centros públicos, mientras disminuía una proporción sensiblemente menor el número de unidades concertadas, cuyo alumnado había crecido, sin embargo, 10 veces menos que el de la Enseñanza Pública".

 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído