Se la tachó de las más restrictivas del mundo en 2011 pero la realidad cinco años más tarde es que ha acabado siendo una más. Y no por lo que dice en sí el texto sino por cómo la ha ido adaptando la sociedad hasta convertir algo ilegal en algo simplemente alegal ante los propios ojos de los agentes de la autoridad. La banalización de unos recovecos que en realidad no son tales han permitido dar más renta a los fumadores.

Se aceptó a regañadientes el hecho de que no se pudiera fumar en sitios cerrados públicos aunque finalmente ha acabado siendo el hecho más aceptado entre fumadores y no fumadores. Donde realmente existen las discrepancias actuales es, debido a las diversas actuaciones, en esos sitios públicos al aire libre donde no se puede fumar pero se hace y en los que el resto de la sociedad también permite que se haga. 

Esto ocurre, por ejemplo, en el recinto del Hospital Clínico y Ambulatorio que se han convertido en zonas habilitadas para fumar cuando la propia Ley lo prohíbe. De hecho, esta establece en su artículo siete la prohibición de fumar en ?Centros, servicios o establecimientos sanitarios, así como en los espacios al aire libre o cubiertos, comprendidos en sus recintos?. En la misma Ley 28/2005 con sus respectivas modificaciones, como la Ley Orgánica 42/2010, se refleja en la disposición adicional tercera que ?en los centros o dependencias en los que existe prohibición legal de fumar deberán colocarse en su entrada, en lugar visible, carteles que anuncien la prohibición del consumo de tabaco y los lugares, en los que, en su caso, se encuentren las zonas habilitadas para fumar?.

Así pues, la única duda que existiría es dónde comenzaría el recinto de los hospitales pero esta queda disipada de esta manera. El cartel, por ejemplo, en el caso del Hospital Clínico aparece en la zona de la carretera más allá del quiosco y de la parada de taxis, justo encima del parking por lo que en toda esa explanada no está permitido fumar, algo que no se cumple ni se hace cumplir a pesar de que a las puertas del Hospital pasen y paren en ocasiones agentes de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Otros espacios

Esta premisa se cumple también en otros espacios abiertos o semiabiertos como en la estación de autobuses donde tampoco en los andenes se puede fumar a pesar de que aquí la Ley sí que contempla la posibilidad de que se pueda hacer dejando la decisión definitiva en manos de la empresa o institución de la que dependa. En este caso, la Junta de Castilla y León refleja también con carteles la prohibición de fumar en todo el recinto de la estación.

En la de tren, sin embargo, no está tan claro. La señal de prohibición de fumar solo aparece en la entrada del Centro Comercial Vialia sin especificar si se refiere a todo el recinto o no. En los andenes donde la gente sí fuma, es cierto, no aparece ninguna prohibición específica. Tampoco en varias de las entradas a facultades y bibliotecas en la Universidad de Salamanca y Pontificia, sitios en los que, sin embargo, no se permite fumar según la Ley mencionada que lo prohíbe en ?centros docentes y formativos, salvo en los espacios al aire libre de los centros universitarios y de los exclusivamente dedicados a la formación de adultos, siempre que no sean accesos inmediatos a los edificios o aceras circundantes?.

Estos son los lugares donde menos se respeta la Ley, también por falta de información. Son varios, de hecho, los que creen que no se puede fumar en una distancia valorada en metros lejana a colegios, algo que no refleja el articulado. En parques, por ejemplo, sí se puede fumar si no se dice lo contrario y es en las áreas o zonas de juego para la infancia donde no se puede, algo que se respeta en mayor medida que en las anteriores ocasiones, aunque en ocasiones también se puede ver gente fumando. 

Además, la prohibición de no fumar en sitios cerrados y públicos no afecta a todos los establecimientos, ya que se pueden registrar clubes de fumadores o incluso los hoteles, hostales o diferentes lugares de alojamiento podrán reservar un 30% de sus habitaciones para fumadores si cumplen ciertos requisitos como estar en áreas separadas del resto de habitaciones y con ventilación independiente o con otros dispositivos para la eliminación de humos. 

 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído