El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, ha anunciado que el Gobierno agilizará la apertura de pequeños establecimientos comerciales a través de una ley para suprimir la licencia de apertura y obra, y también trabaja en una línea ICO para este sector. Con este mismo objetivo, ha añadido, el Gobierno quiere impulsar la unidad de mercado, para que cualquier producto se pueda comercializar del mismo modo en toda España. 

"Este sector es uno de los más afectados por la crisis ya que ha registrado cuatro años consecutivos de caídas. Las ventas del comercio minorista han sido en 2011 un 17,4% inferiores a las del año 2007, máximo histórico de la serie. Son sin duda datos alarmantes que requieren actuar de forma urgente", explicó el ministro durante su comparecencia.
 
Y añadió que este sector se beneficiará de las reformas estructurales, "en particular la reforma financiera porque ahora mismo los pequeños comerciantes no tienen acceso al crédito cuando más lo necesitan; la reforma laboral porque el pequeño comercio necesita flexibilidad laboral para adaptarse a la crisis; y las políticas de apoyo a las pymes y emprendedores ya anunciadas, entre otras: la ayuda fiscal de los 3000 euros por la contratación del primer trabajador, las bonificaciones por la contratación de empleados jóvenes y la modificación del régimen del IVA para que autónomos y Pymes no tengan que pagar el impuesto hasta que efectivamente se haya efectuado el cobro de las facturas".

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído