Feafes Salamanca (Asociación de Enfermos Mentales) trabaja desde hace años ayudando a familiares a sobrellevar la dura carga que supone la atención y cuidado de las personas con enfermedad mental crónica. Su presidente, Eusebio Pérez García, sabe la problemática de la patología y por ello señala que respecto al caso del indigente africano con brotes violentos que está alarmando a la sociedad salmantinos que “Hay maneras de ingresar a este señor que está indomiciliado como por ejemplo en la planta séptima del Hospital Clínico donde está la unidad de agudos”. Allí se puede hacer un ingreso tanto voluntario como involuntario -previa petición judicial-, como también en otras unidades donde pueden estar un tiempo.
 
Sin embargo, el responsable de Feafes destaca que “lo que está claro es que alguien tiene que desencadenar el proceso. Además, si comete un delito y es condenado puede ser internado en los psiquiátricos penitenciarios de Valencia y Sevilla, que no son prisiones, sino lugares con sus médicos y psiquiatras para enfermos mentales”.
 
Para Eusebio Pérez es el juez el que tiene que determinar su ingreso, “recursos hay pero tienen que solicitarse”, a lo que añade que pese a ello “los recursos con los que contamos nunca son suficientes, y tengo que reivindicar más recursos”.
 
Un enfermo mental es inimputable, pero sí hay lugares donde puede estar atendido y medicado. “La mente es lo más difícil de conocer. En este caso lo más posible es que en un momento su mente se desestabilizó, porque aparentemente en sus agresiones no hay ninguna causa que lo justifique como puede ser una legítima defensa. En todo caso debería estar medicado, porque si lo estuviera posiblemente no tendría estos comportamientos”, afirma el presidente de la asociación salmantina.
 
El procedimiento no es complicado, y si un médico psiquiatra dice que una persona necesita un ingreso como medida cautelar va a la séptima del Clínico, y una vez allí el médico propone el ingreso en un psiquiátrico penitenciario pero lo tiene que revalidad el juez, porque no deja de ser una privación de libertad.  

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído