El presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, ha defendido la necesidad de rentabilizar todos los esfuerzos y recursos que hasta la fecha se han destinado en materia sanitaria, con el objetivo de incrementar la productividad del sistema y ser mucho más eficientes. En este sentido, y al inicio de una reunión con los principales responsables de la Sanidad pública de Castilla y León, el presidente de la Junta ha instado a los gestores y directivos de Sacyl a explicar y desarrollar las modificaciones y los cambios organizativos necesarios para mejorar la eficiencia de los recursos sanitarios. "Os pido que lo hagáis contando con nuestros profesionales, con su implicación y con su complicidad", ha afirmado Juan Vicente Herrera.
 
Asimismo, el presidente ha recordado las medidas adoptadas recientemente por la Junta de Castilla y León y su incidencia en la Sanidad, como son la prórroga de los presupuestos, la Ley de Medidas y el Plan de racionalización del gasto corriente, cuyo objetivo común es "hacer compatible el mantenimiento de los niveles acreditados de calidad de nuestros servicios públicos esenciales con el cumplimiento de nuestros objetivos de déficit".
 
Respecto a la incidencia concreta de estas medidas en el ámbito sanitario, Juan Vicente Herrera ha destacado que las medidas en materia impositiva permitirán disponer de mayores recursos para la Sanidad dado el carácter finalista del denominado céntimo sanitario. "Si estamos reclamando al Gobierno de la Nación mejoras en el modelo de financiación de la Sanidad me parece congruente desarrollar y agotar nuestra capacidad de decisión sobre este impuesto; más aún cuando está implantado en otras nueve Comunidades Autónomas con algunas de las cuales mantenemos cordiales relaciones de vecindad", ha explicado el presidente.
 
Por otro lado, la prórroga de los presupuestos también permite a la Junta garantizar el mantenimiento de la sanidad pública. En cuanto al esfuerzo que se reclama a los empleados públicos, el presidente ha recordado que la Junta ha optado por mantener sus retribuciones y reclamar una mayor dedicación que se concreta en el incremento de la jornada semanal desde las actuales 35 horas a 37,5. Frente a otras comunidades autónomas que han optado por reducir servicios o retribuciones básicas, "aquí en Castilla y León proponemos un esfuerzo adicional, trabajar un poco más y mantener las retribuciones de nuestros sanitarios".
 
Contexto en el que se aplican estas medidas
 
Durante su intervención, el presidente de la Junta de Castilla y León ha defendido que frente a la grave crisis económica, financiera y presupuestaria de carácter global que también está afectando a España y concretamente a Castilla y León, con el principal efecto de una reducción de los recursos económicos disponibles por las Administraciones públicas, la Comunidad "afronta el futuro con relativo optimismo por cuando algunos datos nos sitúan  en una posición más favorable que la de otras comunidades".
 
Cuando se cumplen diez años de la transferencia de las competencias en materia sanitaria, Herrera ha destacado que la Sanidad ha pasado de representar el 30% del total del presupuesto de la Comunidad en 2002 al 35% el pasado 2011. "Este esfuerzo presupuestario realizado en estos diez años ha permitido, por ejemplo, incorporar más de 7.500 nuevos trabajadores al SACYL, que hoy cuenta con un 25% más de plantilla que en 2002. En atención especializada ese incremento ha sido del 22%, en atención primaria del 31%, y en emergencias sanitarias del 102%", ha recordado el presidente. Igualmente, ha destacado el desarrollo de un amplio Plan de Infraestructuras Sanitarias que hasta el momento han supuesto una inversión de 1.624 millones de euros.
 
A lo largo de esta reunión de trabajo, en la que han participado gerentes de los Servicios Centrales y de Área, Primaria, Especializada y Emergencias, y en la que también han intervenido el consejero de Sanidad, Antonio María Sáez Aguado, y el gerente regional de Salud, Eduardo García Prieto, se han establecido las grandes líneas de trabajo de la planificación para 2012, centradas en las medidas que se van a tomar desde la administración sanitaria para optimizar los recursos existentes y aumentar la eficiencia a todos los niveles, siempre manteniendo la calidad asistencial alcanzada en estos últimos años gracias al esfuerzo de gestores y profesionales.
 
Consejo de Política Fiscal y Financiera
 
En relación con el Consejo de Política Fiscal y Financiera celebrado en la tarde de ayer, el presidente ha destacado la propuesta que ayer planteó Castilla y León en este foro para que se revise el modelo de financiación de la sanidad. En este sentido Herrera ha recordado que en una situación de grave crisis económica, estamos financiando una parte de los servicios públicos esenciales como es la Sanidad, con recursos extraordinarios. El presidente de la Junta ha resaltado que "Castilla y León, que se ha caracterizado por una gestión muy prudente del endeudamiento, se ha visto obligada a incrementar su deuda para poder afrontar con garantías el funcionamiento de nuestros servicios públicos, y la ejecución de las inversiones para su modernización y mejora". Juan Vicente Herrera también ha incidido en que se trata de una cuestión que se tiene que abordar desde el ámbito nacional, con una profunda reforma del sistema de financiación sanitaria.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído