A pesar de que el pasado mes de agosto fue un mes ?trágico? para el trabajo autónomo, con menos afiliaciones, los autónomos inmigrantes resistieron como viene siendo habitual en el colectivo, sólo el 1% de las bajas registradas en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos. 

Esta tendencia, para la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA), demuestra que este colectivo sigue manteniendo un alto nivel de emprendimiento y resistencia a la crisis a pesar de todas las condiciones en contra, entre ellas las de las dificultades para acceder al permiso de trabajo por cuenta propia, según explica el coordinador del Área de Inmigración de la Organización, Eduardo Abad. 
En cuanto a los sectores se refiere, el resultado ha sido dispar. Comercio y hostelería han aumentado en afiliación, mientras que construcción, transporte o educación han caída de una manera bastante estrepitosa.

Los chinos siguen liderando la afiliación, representando ya el 18% del total de la afiliación extranjera dada de alta en el RETA. En el lado contrario están los ciudadanos rumanos, más concentrados en el ámbito de la construcción, que siguen perdiendo afiliados.

Desde el Área de Inmigración de UPTA se sigue haciendo hincapié en la necesidad de promocionar las acciones de asistencia técnica y formación de este colectivo, ?ya que parece que se presenta como el más preparado para producir una reacción en la creación del trabajo autónomo?, señala Abad Sabarís. Por otra parte, ?parece imprescindible flexibilizar las condiciones para acceder al permiso de trabajo por cuenta propia para los inmigrantes no comunitarios?.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído