La Junta de Castilla y León defiende que no tiene constancia de la segregación por sexos en los centros educativos concertados de la Comunidad ni han llegado denuncias en tal sentido, por lo que concluyó que no existe ese problema en las aulas concertadas. El consejero de la Presidencia y portavoz del Ejecutivo, José Antonio de Santiago-Juárez, insistió en que eso no “ocurre aquí”, tras la sentencia del Tribunal Supremo que rechaza que centros concertados que dividan a los alumnos en función del sexo cuenten con fondos públicos, que afecta a dos casos en Andalucía y Cantabria.
 
“Aquí eso no ocurre”, remarcó el consejero portavoz, quien garantizó que el curso comenzará con normalidad y recordó que la Consejería de Educación mantiene los mismos conciertos con los centros que en el momento anterior a la realización de la transferencia de esta competencia a la Comunidad. Por todo ello, concluyó en que las aulas en los centros concertados son mixtas, sin que exista el problema que ha fallado la sentencia del alto tribunal, y subrayó que no consta la existencia de alguna denuncia por la posible división de alumnos y alumnas.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído