Se trata de una línea de ayudas por importe de 1.832.816 euros para este ejercicio, que tiene como principal objetivo facilitar la financiación de las obras y trabajos de mantenimiento e intervención en las instalaciones fijas y equipamiento propio, así como en los elementos y espacios privativos comunes en edificios de tipología residencia colectiva, con el fin de revitalizar los barrios mejorando su conservación, accesibilidad y sostenibilidad, dinamizar la economía y generar en empleo. En este sentido, se estima que por cada euro de ayuda en rehabilitación se genera una inversión productiva tres veces mayor.

Una vez analizadas las solicitudes se ha concedido ayuda a 78 comunidades de propietarios de Castilla y León, lo que afecta a un total de 1.158 viviendas, 86 de ellas en Salamanca, dónde se destinarán 150.662,60 euros. La subvención máxima por edificio asciende al 35% del coste de la actuación, si bien puede llegar al 50 % en actuaciones para mejora de la accesibilidad; en todo caso, el límite máximo resulta de multiplicar 4.400 euros por cada vivienda.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído