El Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León ha emitido con fecha 12 de enero de 2016 una sentencia sobre el recurso de apelación del fallo del Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 2 de Salamanca sobre la licencia urbanística para la apertura de El Corte Inglés. El resultado es que declara firme la anulación de la licencia que permitió la construcción del centro comercial y condena a la empresa no sólo a restituir la situación urbanística, sino a pagar todas las costas del proceso judicial.

Según consta en el auto al que ha tenido acceso SALAMANCA24HORAS, el pasado mes de abril de 2015 el Juzgado anuló la sentencia urbanística del centro comercial El Corte Inglés al estimar la demanda interpuesta por Manuel Serrano en representación de Foro de Izquierdas-Los Verdes, actualmente denominados Equo, contra la resolución del Ayuntamiento de Salamanca de 9 de agosto de 2007, considerándola no conforme al Ordenamiento Jurídico.

La Justicia salmantina estaba pendiente de pronunciarse sobre las licencias urbanísticas y de apertura mientras el Tribunal Supremo dirimía el recurso sobre el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) que permitió la construcción del centro comercial, pero esa sentencia llegó hace casi dos año, considerando que el convenio entre Ayuntamiento, Ministerio de Defensa y El Corte Inglés era irregular, y de ahí ahora la anulación de la licencia urbanística.

Aunque el pleno del Ayuntamiento de Salamanca, con unanimidad de Grupo Popular y Grupo Socialista, aprobó después una modificación puntual del Plan General de Ordenación Urbana para solventar la sentencia en contra del Tribunal Supremo, la anulación de la licencia urbanística por parte del Juzgado de lo Contencioso Administrativo deja sin efecto esa modificación urbanística.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído