El pleno de la Corporación municipal en el Ayuntamiento de Salamanca ha contado este jueves con la intervención de dos vecinos de Tejares, interesándose sobre todo por los proyectos de limpieza y acondicionamiento de la ribera del río Tormes. El concejal de Medio Ambiente, Emilio Arroita, ha asegurado que los trabajos se iniciarán durante las próximas semanas, pues la Confederación del Duero ya tiene listos todos los trámites.

Se trata de uno de los focos de actuación del segundo Plan de Restauración de Riberas, que se fijará en la orilla del margen izquierdo del río Tormes a su paso por el barrio de Tejares. La actuación pretende responder a una demanda ciudadana. En esta zona se adecuarán las orillas con la limpieza y poda de la vegetación existente y el posterior acondicionamiento de la ribera del Tormes con la plantación de nuevas especies autóctonas.

El primer vecino en intervenir fue Ángel Mieres, quien solicitó que se retire la sanción a los vecinos de Tejares por intentar reparar la pesquera, además de que se acometa cuanto antes la reforma del antiguo frontón, se limpie más el barrio y se actúe contra la prostitución callejera, junto a las piscinas. Al respecto, el concejal de Medio Ambiente recordó las mejoras que se han realizado en la zona de la pesquera, plantando más árboles y con innovaciones respecto a los peces que habitan esta parte del río. Además, cuando culmine la limpieza de la margen izquierda, en colaboración con Asprodes se acometerá el posterior mantenimiento. Por otro lado, la contratación del frontón está en marcha, para empezar las obras en enero, mientras que añadió que el problema de la prostitución es competencia de la Policía Nacional, pues el Ayuntamiento tiene en marcha planes de reinserción para las meretrices.

También intervino Luis Castro, quien preguntó por las sanciones del Ayuntamiento por la construcción del parque de maquinaria en Huerta Otea, y cuántas se han ejecutado realmente, mientras en cambio se sanciona a los vecinos "de manera injusta" y se ejecuta la multa cuando el intento de reparación de la pesquera de Tejares "se hizo de buena fe debido al derribo parcial entonces, con la paralización de las obras, intentando evitar problemas mayores en el barrio". Al respecto, el concejal de Fomento, Carlos García Carbayo, afirmó que se han cobrado todas las sanciones impuestas y que los vecinos fueron multados por una infracción de la normativa vigente pese a ser conocedores d la oposición del Ayuntamiento a esa acción. Además, tuvieron la oportunidad de presentar alegaciones para justificar su actuación.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído