La Asociación Española de Franquiciadores (AEF) informa que la mayoría de las cadenas de distintos sectores de actividad han decidido asumir el incremento del IVA a partir del 1 de septiembre, sin elevar el precio de sus productos para que no repercuta en los consumidores.
 
Así, asegura que el incremento del tipo impositivo al 21% a partir del próximo sábado supondrá “un serio revés para el consumo, puesto que en absoluto incentiva las ventas ni la confianza de los consumidores”. Desde la asociación de franquiciadores lamentan que se trata de “un obstáculo más en el día a día de los empresarios para sacar adelante sus negocios“, pero confían en que éstos últimos serán capaces de reinventarse para hacer frente a la subida del IVA.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído