Los empresarios de Castilla y León son “muy pesimistas” sobre la evolución de la economía durante los próximos meses y auguran descensos en la cartera de pedidos, la producción, la inversión y el empleo en todos los sectores. Así aparece recogido en la Encuesta de Opiniones Empresariales, correspondiente al segundo trimestre del año, que para la Confederación de Organizaciones Empresariales de Castilla y León (Cecale) deja claro que para la mayoría de los empresarios de la Comunidad, durante los próximos meses se producirá una continuidad en los niveles mínimos de actividad y con una tendencia bajista. Así, la patronal lamenta la atonía del mercado, “encorsetado por una falta de financiación y una creciente presión fiscal, a la vez que se retroalimenta con una política inclinada hacia más ajustes en la vía de los ingresos y no tanto en la de los gastos, lo que hace que en el horizonte a corto y medio plazo no se atisbe cierta mejoría”.
 
Las expectativas de los empresarios del sector industrial para los próximos meses señalan descensos en la cartera de pedidos, la producción y la inversión. Sólo se espera que aumente la cartera de pedidos extranjera en las empresas productoras de bienes de consumo y de inversión. Las ramas de química y alimentación prevén aumentos en la cartera de pedidos y en minerales no metálicos, productos metálicos, material de transporte, alimentación y papel en la cartera de pedidos extranjera. En la rama de material de transporte esperan además aumentos en la inversión. 
 
Además, las expectativas empresariales del sector de la construcción también son pesimistas en cuanto a la inversión, el empleo y la producción. Asimismo, los empresarios del sector servicios auguran descensos en el nivel de prestación de servicios, empleo e inversión. 
 
La patronal autonómica recuerda que, durante estos últimos años de crisis económica, a los empresarios no les ha quedado otro remedio más que implantar medidas de ajuste en sus balances económicos y financieros. Unas medidas, sostiene, que “no han adolecido de difíciles y duras decisiones, así como de redefiniciones diarias de sus planes de acción, puesto que las reglas del mercado financiero, entre otras, han ido cambiando de forma abrupta, dejando en numerosas ocasiones en el aire importantes decisiones de inversión”.
 
Cecale defiende que “es el momento de apostar por el empresario y el autónomo y sus empresas, por su capacidad para generar productos y servicios de valor añadido, por su habilidad para innovar”. Asevera que los empresarios de Castilla y León saben que “es el momento de poner en valor, y exportar, un saber hacer experimentado, demandado por otras regiones y países, pero no siempre viable debido, precisamente, al estrangulamiento financiero”. 
 
En este contexto, la patronal castellano y leonesa reclama “reflexión, pero con amplitud de miras y en un marco de colaboración entre todos los agentes implicados”. Así, “ante un modelo caducado”, Cecale considera que “es el momento de hacer las cosas de otro modo, tomando como referente los casos de éxito que han primado la productividad y la innovación en todos los ámbitos, incluido el público”. 
 
Balance trimestral
 
Por lo que se refiere al segundo trimestre de 2012 con respecto al trimestre anterior, la encuesta refleja el clima empresarial empeoró en el sector industrial y mejoró ligeramente, dentro del pesimismo generalizado, en construcción y servicios. 
 
Los empresarios afirmaron que en el segundo trimestre de 2012,empeoró el clima de las industrias productoras de bienes de consumo e inversión y mejoró en las de bienes intermedios. El saldo de opinión del clima industrial fue negativo en todos los tipos de industrias según el destino económico de los bienes que producen. En el segundo trimestre del año 2012 respecto al trimestre anterior, el clima industrial empeoró en todas las ramas excepto en textil y en química que ese trimestre registró el clima menos pesimista. Todas las ramas muestran signo negativo en el clima.
 
En opinión de los empresarios de la construcción, el clima mejoró respecto al trimestre anterior en obra civil y en construcciones industriales, empeorando en construcciones de vivienda. En las tres ramas el clima registra niveles muy negativos.
 
Por último, los empresarios del sector servicios de las ramas comercio y otros servicios destinados a la venta consideraron que el clima mejoró respecto al primer trimestre de 2012, mientras que en la rama de transporte y comunicaciones el climaretrocedió. Todas las ramas muestran signo negativo en el clima.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído