Nuevos tiempos en el Ayuntamiento de Salamanca como consecuencia del resultado de las elecciones municipales de mayo. La minoría con que gobierna el Partido Popular le obliga a sacar adelante junto con otros grupos políticos las cuestiones más relevantes de la gestión municipal. Así ocurrirá con el presupuesto para 2016, que por primera vez se elaborará entre todos los partidos con representación.

El alcalde, Alfonso Fernández Mañueco, ha anunciado que abrirá una ronda de contactos con Partido Popular (PP), Partido Socialista Obrero Español (PSOE), Ciudadanos (C's) y Ganemos para establecer las prioridades del gasto y la inversión durante el próximo año. Así, convocará para principios de la próxima semana reuniones con los grupos políticos para dialogar sobre las cuentas anuales con el objetivo de encontrar el máximo consenso en torno a este plan económico y financiero anual. 

"Esta invitación responde al compromiso adquirido por el alcalde de Salamanca de dialogar con todos, desde la moderación y la búsqueda de acuerdo; de escuchar con la máxima humildad para impulsar toda propuesta de mejora; y de trabajar con todos para consolidar una participación cada vez mayor en Salamanca. El regidor municipal está comprometido en la defensa del interés general, de las mujeres y los hombres de Salamanca, y seguirá trabajando en la mejora de la ciudad y los servicios prestados a las salmantinas y salmantinos", explica el PP.

Durante los últimos veinte años la mayoría absoluta del Partido Popular había decidido el reparto de fondos de las arcas municipales y anteriormente los gobiernos socialistas. Cabe recordar que para congelar las ordenanzas fiscales de 2016 ya hubo un acuerdo entre PP y Ciudadanos que se mantendrá durante toda la legislatura.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído