El Instituto Nacional de Estadística ha publicado este viernes el Directorio Central de Empresas (Dirce) actualizado a 1 de enero de 2014, que muestra cómo Salamanca perdió una empresa cada día y medio durante el año 2013. Se trata del sexto año consecutivo en el que el número de empresas activas se reduce, coincidiendo con el periodo en que se inició la recesión.
 
En concreto, el número de negocios en la provincia charra se situó a finales de 2013 en 22.303, es decir, 246 menos que el año anterior y 1.566 menos desde el inicio de la crisis. Una importante reducción en el tejido empresarial que contrasta con la menor disminución en el conjunto de España, donde el número de empresas activas disminuyó un 0,9% durante y se situó en 3.119.310.

Empresas cuya principal característica es la de una minipyme, esto es, que la mayoría son personas físicas sin asalariados. De hecho, sólo hay dos empresas salmantinas con más de mil empleados. En concreto, hay 345 sociedades anónimas en Salamanca, catorce menos que el año anterior; 7.063 sociedades de responsabilidad limitada, casi un centenar más; 1.454 cooperativas, una treintena más; y 12.599 personas físicas, unas trescientas cincuenta menos.

 
El sector servicios, excluido el comercio, volvió a tener el mayor peso en la estructura de la población de empresas. A 1 de enero de este año representaba el 56% del total. Así, incluye todas las empresas dedicadas a hostelería, transporte y almacenamiento, información y comunicaciones, actividades financieras y de seguros, actividades inmobiliarias, profesionales, científicas y técnicas, actividades administrativas y de servicios auxiliares, educativas, sanitarias y de asistencia social y otro tipo de actividades sociales, incluidos los servicios personales.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído