Tras analizar los datos del cuarto trimestre de 2013 relativos a la Encuesta de Población Activa (EPA), Comisiones Obreras (CCOO) reclama a la Junta de Castilla y León un refuerzo importante de cara al Plan de Estímulos al Empleo para el año 2014, mejor dotado presupuestariamente y con mayores ambiciones en sus objetivos para intentar paliar en lo posible los efectos de la pérdida de empleo masivo y el aumento desbocado del desempleo.
 
El sindicato denuncia "las mentiras a sabiendas del Gobierno de Rajoy y de la ministra de Trabajo, Fátima Báñez, al decir que la reforma laboral funciona para crear empleo y, además de calidad: la realidad demuestra todo lo contrario". Así, explica que desde la entrada en vigor de dicha reforma hay más de un millón de empleos perdidos (75.000 en la región), con el consiguiente aumento del paro. "Gracias a los ajustes y al abaratamiento y a la facilidad de los despidos individuales y colectivos (ERE), además de haberse reducido la protección a las personas en las situaciones de desempleo (eliminación de subsidios, requisitos draconianos para acceder a las prestaciones de la Red Activa de Inserción (RAI) y el Prepara, rebaja de cuantías en el nivel contributivo, etc.), así como un deterioro progresivo de la negociación colectiva que provocan pérdidas salariales y de derechos laborales muy profundos", añade.
 
Además, durante el pasado mes de agosto "ha habido otra vuelta de tuerca" con el Decreto-ley 11/2013 para facilitar aún más los despidos colectivos y de ERE de suspensión y reducción. "Sin olvidarnos de otra más con el último Decreto-Ley 16/2013, que ha provocado una mayor desregulación de los contratos a tiempo parcial, convirtiéndole definitivamente en un contrato de libre disposición, ampliando la posibilidad de realizar a tiempo completo el contrato de trabajo de apoyo a los emprendedores (nueva modalidad de contrato de la reforma laboral que no ha funcionado a pesar de establecer un periodo de prueba de un año, en contra de la Carta Social Europea ratificada por España), cuyo objetivo sólo puede ser el aumentar este tipo de contratos, abaratando costes empresariales, además de estar sobre bonificados", concluye..
 
Mientra, para la Unión General de Trabajadores (UGT) estos datos son negativos y preocupantes ya que en 2013 "no sólo se ha destruido empleo sino que se ha producido un empeoramiento brutal de la calidad del existente". El sindicato destaca el impacto de la reforma laboral, "la mayor agresión contra los trabajadores en democracia, y su falta de respuesta a darse a la fuga". En este sentido, reclama el impulso de un modelo basado en la inversión, la innovación, la política industrial, la formación y en la que el empleo sea de calidad y se recupere el poder adquisitivo de salarios y pensiones.
 
UGT insiste en que "nos encontramos ante una situación preocupante al tiempo que advierte del impacto negativo de una reforma laboral que contrasta con el esfuerzo realizado en la región en el marco del Diálogo Social, y que no da respuesta a una estructura laboral famélica en la que se permite al mejor potencial humano darse a la fuga”.
 
Por tanto, "los datos de la EPA confirman un descenso de la ocupación y del número de activos mientras que aumenta el desempleo. Para el Sindicato estamos ante una salida en falso de la crisis ya que no sólo se ha destruido empleo sino que se ha producido un empeoramiento brutal de la calidad del existente, o lo que es lo mismo, la contratación indefinida y a tiempo completo se sustituye por empleo temporal y a tiempo parcial". El sindicato también ha alertado, por otra parte, de lo que se ha venido a denominar una “falta de motivación” a la hora de apuntarse al paro. Son, esencialmente, personas que, al no encontrar un empleo, dejan de buscarlo y pasan a la inactividad laboral (jubilación, tareas domésticas) o emigran para intentar trabajar fuera de nuestras fronteras.
 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Hoy en Portada
Lo más leído