Por sectores, el Instituto Nacional de Estadística constata que los salarios más altos se encuentran en la rama de suministro de energía eléctrica, gas, vapor y aire condicionado y también en actividades financieras y de seguros y en información y comunicaciones. Por el contrario, las remuneraciones más bajas las tienen las actividades de los hogares como empleadores de personal doméstico, la hostelería, otros servicios, actividades administrativas y servicios auxiliares, y actividades artísticas y de entretenimiento.

Los sueldos más bajos tienden a concentrarse en los trabajadores temporales, en empresas de menor dimensión y en los jóvenes, frente a los trabajadores de mayor edad, que presentan un mayor peso relativo entre los sueldos más altos. Asimismo, los extranjeros se concentran en los niveles salariales más bajos, característica que también se da en los españoles de doble nacionalidad.

En cuanto al nivel educativo, las personas con estudios superiores constituían el 79,4% de los asalariados mejor remunerados, frente al 81,5% de 2009. Además, en 2010, el porcentaje de asalariados en el tramo de remuneraciones más elevadas que sólo declaraban formación básica o de desarrollo personal era del 17,8%, en contraste con el 16,5% de 2009. Si se tiene en cuenta el número de trabajadores en el establecimiento o lugar de trabajo, el porcentaje de salarios en el tramo más alto figura en las empresas de más de 250 trabajadores, pasando del 23,1% en 2009 al 22,6% en 2010.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído