En enero estaba previsto que se volvieran a retomar las obras de construcción del nuevo hospital de Salamanca. Previsión que no se ha cumplido todavía y que no se cumplirá hasta que se aclare la accesibilidad al actual centro sanitario, competencias de Junta de Castilla y León y de Universidad de Salamanca. En la mañana de este martes, el rector de la institución académica, Daniel Hernández Ruipérez, ha manifestado que intentará mantener un encuentro con el consejero de Sanidad de la Junta, Antonio María Sáez, para desbloquear esta situación y llegar a un acuerdo “lo antes posible”. A pesar de que esto pueda suponer un aumento del coste de la obra que en ningún caso sobrepasaría el 2% del total.

El plan de reordenación del tráfico sigue enquistado tras el rechazo de la Universidad de Salamanca a lo previsto por el Ayuntamiento y la Junta de Castilla y León, previendo que todo el tráfico del campus universitario, del propio hospital, de la avenida de Maristas y del Colegio Campo Charro vaya a desembocar a una misma avenida según lo estudiado por la Policía Local. Ante esto, el rector de la USAL ha afirmado que lo que se pretende de la Universidad es evitar que el Campus Miguel de Unamuno se colapse de vehículos que quieran acceder al recinto hospitalario o aparcar en la zona defendiendo su uso para estudiantes y trabajadores del mismo.

 

Finalmente, Ruipérez ha señalado “que la Universidad es la primera que está interesada en que haya cuanto antes un nuevo hospital en Salamanca. Se necesita un nuevo hospital, ya que el actual no está en las condiciones que debería estar y precisamente por eso no se han abordado obras de mantenimiento que hubieran tenido que hacerse. La Universidad, en ningún caso, ha dicho que no al nuevo hospital y no se opone a la utilización de sus terrenos. Ahora colaboraremos en un plan, que esperemos se resuelva cuanto antes, para minimizar los efectos negativos para estudiantes, trabajadores y vecinos.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído