Salamanca acogerá durante este verano a veintisiete niños saharauis procedentes de los campos de refugiados de Tinduf (Argelia), y lo hacen dentro del proyecto ‘Vacaciones en Paz’, organizado por la Asociación Amigos del Pueblo Saharauis. El encargado de recibirlos en el Ayuntamiento ha sido el alcalde, Alfonso Fernández Mañueco, y la concejal de Familia e Igualdad de Oportunidades, Cristina Klimowitz, acompañados del delegado saharaui en Castilla y León, Abdulah Arabi. 

El Consistorio salmantino, como se comprometió el alcalde de la ciudad, mantiene su aportación económica de 14.294,45 euros a pesar de la crisis económica. Esta cantidad se destina a sufragar los gastos de los traslados en avión hasta el aeropuerto, el autobús, el seguro y los visados de los pasaportes. 
 
Los niños se alojan con las familias que, previamente, habían mostrado su interés en acoger temporalmente a niños saharuis para promover su bienestar físico y psicológico. De este mismo tema, ha hablado el delegado saharaui en Castilla y León, Abdulah Arabi: “Es una tarea que requiere mucha dedicación y mucha estrategia para captar a las familias interesadas, informarlas y hacer el papeleo correspondiente”. 
 
Por otro lado, Mañueco ha agradecido la labor de estas familias y a los saharauis les ha dicho que “estamos con vosotros y queremos trasladar nuestro cariño y nuestra solidaridad”. Las familias de acogida —que se inscriben voluntariamente y no reciben ninguna subvención— se comprometen a cuidarles, prestarles las necesidades básicas, así como atención médica. 
 
Durante la estancia en Salamanca, la Asociación de Amigos del Pueblo Saharaui organiza encuentros entre los menores y las familias. De este modo, se propician jornadas de intercambio de experiencias y reuniones de los pequeños. 
 
Este proyecto, tutelado por el Servicio de Protección a la Infancia de la Junta de Castilla y León, llega este año a su décima quinta edición con unos resultados muy satisfactorios.
 
La Asociación de Amigos del Pueblo Saharaui de Salamanca es una organización sin ánimo de lucro que tiene como objetivos: la organización de la acogida temporal, en nuestra ciudad, de niños y niñas procedentes de los campos de refugiados de Tinduf (Argelia), al objeto de mejorar su salud, tanto física como psicológica; fomentar el conocimiento de los dos pueblos desarrollando los lazos históricos que unen a ambos; y promover proyectos de ayuda humanitaria y cooperación al desarrollo.
 
A lo largo del año organizan también campañas de sensibilización sobre la situación del pueblo Saharaui y proyectos de ayuda humanitaria y cooperación al desarrollo. Entre sus próximas acciones destaca la organización de una exposición sobre el pueblo saharaui en el mes de octubre. 
 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído