La Consejería de Fomento y Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León modificará la Orden por la que se establece una zona demarcada y se adoptan en ella medidas fitosanitarias de emergencia para el control del Nematodo de la madera del pino (NMP), Bursaphelenchus xylophilus, en la provincia de Salamanca. Así, se establece una zona demarcada incluida dentro del radio de 20 kilómetros alrededor del foco situado en el municipio de Valverde del Fresno, que comprenderá la superficie especificada de cada uno de los términos municipales de la comarca de la ‘Sierra de Gata’ en la provincia de Salamanca. El levantamiento de la zona demarcada se realizará una vez confirmado mediante muestreo y los ensayos pertinentes, la constatación de la no presencia del NMP. 

 

Entre las especies vegetales sensibles al nematodo de la madera del pino destaca la madera aislada de coníferas (Coniferales), excepto la madera y los troncos de Taxus L. y Thuja L. Se considera ‘corteza sensible’ la de coníferas (Coniferales) y ‘plantas sensibles’ a las plantas (excepto los frutos y las semillas) de Abies Mill., Cedrus Trew, Larix Mill., Picea A. Dietr., Pinus L., Pseudotsuga Carr. y Tsuga Carr.

 

Los futuros análisis sobre el brote pueden dar lugar a una ampliación de la zona demarcada, que incluirá el foco y otra parte que actúe como zona de seguridad o tampón. La zona tampón deberá tener una anchura entre 6 y 20 kilómetros, siempre que no se ponga en riesgo la erradicación.

 

En la zona demarcada se optará por la tala y destrucción in situ, tratamiento o transformación de la planta talada y los restos de todas las plantas de especies sensibles que presenten decaimiento, con recogida de muestras y análisis en laboratorio oficial designado por la autoridad competente. Se exigirá, además, la adaptación del aprovechamiento de madera de especies sensibles durante la vigencia de esta orden, al igual que la salida de plantas, madera, embalajes o residuos de madera de las especies sensibles fuera de la zona demarcada. 

 

En el caso de que en el interior de la zona demarcada existiese alguna instalación de industrias de primera transformación de la madera, se inmovilizarán sus existencias del material sensible hasta que el órgano competente de la Comunidad Autónoma decida expresamente su destino en función de las investigaciones que se realicen al respecto. 

 

Si como consecuencia de los análisis se confirmara la presencia de un foco de Bursaphelenchus xylophilus, se declarará oficialmente la presencia del organismo en el material vegetal afectado y se adoptarán las medidas fitosanitarias, encaminadas a la erradicación y control de la dispersión del patógeno.

 

Finalmente, la Junta amplia el plazo de todos los aprovechamientos forestales de madera y leña en vigor que posean licencia dentro de la zona demarcada por un período de otros dos años.

 

El nematodo de la madera del pino (NMP) Bursaphelenchus xylophilus, se considera una de las enfermedades de coníferas más peligrosas a nivel mundial. Presenta una enorme capacidad de dispersión a través de la circulación de mercancías (tanto de material vegetal como de otros productos transportados mediante embalajes de madera) y del vuelo natural de sus vectores (insectos xilófagos del género Monochamus). 
 
 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído