En la madrugada del pasado martes, el ganadero Jesús Martín Vicente, de Olmedo de Camaces (Salamanca), sufría un nuevo ataque de lobo en su rebaño, con el resultado de una oveja muerta y otras cuatro malheridas que podrían fallecer en los próximos días.

Denuncia UPA-COAG que a lo largo de los dos últimos meses se vienen sucediendo contínuos ataques de lobo, en la comarca del Abadengo casi a diario, ?por lo que los ganaderos de esta comarca están totalmente desolados e indefensos viendo como sus rebaños sufren los ataques continuos de este cánido?. 

La Alianza UPA-COAG, exige de nuevo a la Junta de Castilla y León que adopte las medidas necesarias ?para que esta situación revierta de forma inmediata, pues de continuar con esta dinámica, los ganaderos corren serios riesgos de perder sus explotaciones, y por tanto su modo y su medio de vida?.

Los daños en las explotaciones ganaderas, como consecuencia de estos ataques, no son única y exclusivamente las ovejas y o terneros muertos o heridos gravemente, sino que el resto de los animales se encuentran atemorizados y en situaciones extremas de estrés, lo que hace que se reduzca sustancialmente su productividad. UPA-COAG advierte que si continúan los ataques ?muchas explotaciones se verán abocadas a cerrar?. 

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído