Improvisado aparcamiento en una calle peatonal

La calle Hermanas Hospitalarias que se inauguró el pasado mes de febrero y que une las calles Delicias y Azorín en el entrono de la Avenida del Cid, se ha convertido desde hace unos días en un improvisado aparcamiento, cuando este viario se concibió para un uso peatonal y únicamente para los coches de los vecinos que tenían que acceder a los garajes de la calle.

 Improvisado aparcamiento en una calle peatonal
Improvisado aparcamiento en una calle peatonal

Los vecinos han denunciado que en los últimos días, y prácticamente a todas las horas, se pueden ver vehículos aparcados en uno de los lados de la calle Hermanas Hospitalarias, cuando en realidad la señal que se ubica al principio de la misma, establece que la calle es para uso peatonal, o en su caso para que los residentes que tienen sus coches aparcados en los garajes de su entorno puedan acceder a ellos.

Los terrenos que ocupa la calle fueron cedidos por la congregación de las Hermanas Hospitalarias al Ayuntamiento de la ciudad. Cuenta con 45 metros de largo y 16 de ancho y se invirtieron en su arreglo 120.000 euros que fueron sufragados por la Orden Religiosa.

A cambio la Congregación recibió una reparcelación de suelo urbano consolidado para la construcción a futuro de viviendas, además de la ampliación de la Residencia de las Hermanas que supuso un desembolso de cinco millones de euros y permitió la creación de 60 nuevas plazas para atender a personas mayores.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído